¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

¿Qué ETS puede detectar el Papanicolaou?

Escrito por Matias Cohen | Fecha actualizada August 28, 2018

Los controles ginecológicos frecuentes son indispensables para cuidar la salud reproductiva en la mujer. Una de las pruebas que se suele realizar es el papanicolaou, también llamado citología vaginal.

Este procedimiento dura apenas unos minutos, no es invasivo y se efectúa para detectar la presencia de cáncer de cuello uterino, mediante la examinación de las células, tal como explica la American Society of Clinical Oncology (ASCO).

Una de las preguntas más frecuentes que tienen las mujeres con esta prueba es si produce dolor: la respuesta es no, ya que consiste la realización de un raspado ligero con una pequeña espátula, para así obtener las muestras del ectocérvix. Según el Ministerio de Salud de la Argentina, se ha comprobado que este simple procedimiento puede reducir en un 80% la incidencia y mortalidad por cáncer de útero.

Te puede interesar: ¿Cómo tratar la displasia mamaria?

Virus del papiloma humano

La citología vaginal detecta la mayoría de los tipos del virus del papiloma humano (VPH). El procedimiento de raspado permite evaluar los cambios producidos en la morfología del cuello uterino para detectar la presencia de células anómalas que anuncien la presencia del VPH, precisamente, uno de los principales causantes del cáncer de cuello uterino.

El VPH es la principal enfermedad de transmisión sexual en la que, si bien existe una vacuna para prevenirlo, las personas sexualmente activas se infectarán con al menos un tipo, de los 40 existentes, de virus del papiloma humano.

Se contrae al mantener relaciones sexuales orales, vaginales o anales con una persona que tenga el virus, aunque sólo haya sido una vez. Y éste puede manifestarse en las primeras semanas de ocurrido el encuentro, como también varios meses después.

La vacunación (existen dos vacunas efectivas disponibles: bivalente y trivalente) es el modo más efectivo de prevenir el contagio del VPH. También se recomienda usar preservativo en todo momento de la relación sexual.

Te puede interesar: ¿Es posible tener verrugas genitales y no tener VPH?

¿Sirve el papanicolaou para otras ETS?

Además del VPH, que como se ha visto es la ETS más común, existen otros 20 tipos más, para las cuales, si bien no es el método indicado, el papanicolaou en algunas ocasiones puede detectarlo. ¿En cuáles sí y en cuales no?

Clamidia: el papanicolaou es apenas efectivo, como máximo, en un 30% para su detección, por lo que no es la primera (ni la segunda) opción para confirmar el diagnóstico de clamidia. Es causada por la bacteria Chlamydia trachomatis y afecta tanto a mujeres como a hombres. Los daños generados por esta bacteria, de no tratarse adecuadamente y a tiempo, pueden ser irreversibles. En las mujeres tiene principal acción en el cuello del útero, recto o garganta, mientras que a los hombres afecta principalmente la uretra, recto o garganta.

Herpes genital: la citología puede ser efectiva para detectar el herpes genital, pero lo hace cuando esta ETS ya está en un proceso avanzado y se puede utilizar para confirmar el diagnóstico mediante las pruebas correspondientes. Causada por el virus del herpes simple, es altamente contagioso y, una vez adquirido, no abandona nunca más el cuerpo, por lo que puede activarse en cualquier momento y, en algunas circunstancias, con frecuencia. Se evidencia por la presencia de llagas en el área genital o rectal, nalgas y muslos que, al reventarse, generan mucho dolor e incomodidad.

Tricomoniasis: esta infección vaginal se detecta principalmente mediante el examen de laboratorio de una muestra de fluido vaginal, aunque también puede ser descubierta por el papanicolaou (aunque no sea la opción elegida ante la sospecha de la presencia de tricomoniasis).

Te puede interesar: Enfermedades normales del sistema reproductor masculino

Gonorrea: debido a que uno de los principales síntomas es ardor al orinar y presencia de secreciones purulentas (en los hombres) y aumento de secreción vaginal (en mujeres), para detectar la gonorrea el examen indicado es un análisis de orina, por lo que el papanicolaou no tiene ninguna injerencia en su diagnóstico.

VIH: los procesos involucrados en una prueba de papanicolaou y la prueba del VIH son completamente diferentes, razón por la cual la citología no detecta este virus. Es necesario, principalmente, un análisis de sangre.

Sífilis: tampoco es efectivo el papanicolaou para esta ETS. La forma más efectiva para realizar el diagnóstico de sífilis es mediante pruebas serológicas en un análisis de sangre.

¿Cuáles son las pruebas más efectivas para las ETS?

Como se ha visto, no existe una única forma de diagnóstico para las enfermedades de transmisión sexual. Cada una, de acuerdo a su ubicación, agente causante o síntomas, tiene su propia prueba.

El papanicolaou es apenas efectivo para este tipo de enfermedades. Con excepción del VPH, para otras patologías sexuales es necesario realizar otro tipo de pruebas y exámenes de laboratorio.

Sin embargo, es fundamental que las mujeres sexualmente activas se realicen el papanicolaou a partir de los 21 años y con la frecuencia que el médico les indique. Por lo general, suele realizarse con intervalos de tres años, aunque esto puede variar en algunos países.

¿Hasta cuándo es necesario realizarlo? Según señala la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, después de los 65 años la mayoría de las mujeres pueden ya no hacerse este estudio, siempre y cuando hayan obtenido 3 resultados negativos en los exámenes dentro de los últimos 10 años.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.