¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Cómo proteger al cabello para evitar que se caiga

Escrito por Kimbry Parker | Traducido porAna María Guevara | Fecha actualizada May 10, 2017
Jupiterimages/Pixland/Getty Images

Tu cabello puede comenzar a caerse por diferentes razones, incluyendo al estrés, alguna enfermedad, una nutrición inadecuada, hormonas y al envejecimiento, pero el cuidado inadecuado también es una razón común por la que pierdes cabello. Es completamente normal que un poco de cabello se caiga (en promedio, entre 50 y 100 cabellos se caen al día), pero si te das cuenta de que se cae en grandes cantidades en la ducha o al pasar tus dedos por él, es hora de tomar medidas preventivas para evitar que se caiga más.

Tay Jnr/Digital Vision/Getty Images

Mantén una dieta saludable para mantener a tu cabello saludable. Elige alimentos ricos en ácidos grasos omega-3, proteína, zinc, hierro, magnesio y vitaminas A y C. Algunas buenas opciones incluyen al salmón, atún, carne asada, garbanzos, ostras, yemas de huevo, maní, lentejas, pollo, pavo, verduras de hojas verdes, granos enteros y batatas.

Pixland/Pixland/Getty Images

Mantén a tu cuero cabelludo saludable. La caspa y un cuero cabelludo con picazón pueden contribuir a que el cabello se caiga. Aplica una mascarilla en tu cuero cabelludo una vez a la semana para mantener a la piel muerta bajo control. Mezcla 2 huevos, 1/4 de taza de hamamelis y 1/8 de taza de vodka en un tazón. Aplica la mezcla en tu cuero cabelludo antes de lavar tu cabello, masajéalo por 10 minutos y enjuaga y lava tu cabello de forma usual. Si tienes caspa, usa un champú especialmente formulado para esta condición todos los días durante una semana hasta que la caspa desaparezca. Úsalo una vez a la semana para controlar el problema.

Peter M. Fisher/Fuse/Fuse/Getty Images

Dale a tu cabello un descanso dejando a un lado las colas de caballo y los accesorios apretados, los que jalan a los folículos del cabello. Si decides usar accesorios, escoge clips que tengan una almohadilla de goma u opta por elásticos de tela en vez de caucho. Usa los tintes, permanentes, alisadores, sprays, geles y mousses con moderación, ya que el exceso de uso de estos productos puede hacer que tu cabello se vuelva poco saludable, frágil y más susceptible a romperse.

Christopher Robbins/Photodisc/Getty Images

Deja a un lado tus herramientas para estilizar. El calor extremo de los secadores, las rizadoras y las planchas dañan a tu cabello y lo vuelven frágil, lo que puede hacer que se caiga.

Alexandr Dubovitskiy/iStock/Getty Images

Lava, seca y cepilla tu cabello adecuadamente. Es importante lavar tu cabello regularmente, pero no es necesario hacerlo cada día. En su lugar, deja uno o dos días entre cada lavada. Evita frotar tu cabello con una toalla cuando esté húmedo y en su lugar da toques con la toalla en lugar de jalar o romper el cabello. Espera a que tu cabello esté seco antes de cepillarlo o peinarlo. El cabello húmedo es más elástico, por lo que se rompe más fácilmente que cuando está seco. Deja que tu cabello se seque al aire completamente y después péinalo o cepíllalo.

Zedcor Wholly Owned/PhotoObjects.net/Getty Images

Toma un multivitamínico y suplemento mineral diario, así como suplementos de vitamina B12, vitamina D y vitamina B6. Consulta a tu médico antes de tomar vitaminas y suplementos diarios. Puede que también necesites un suplemento de hierro. Muchas personas, especialmente las mujeres, tienen recuentos de hierro sorprendentemente bajos, lo que puede llevar a la pérdida de cabello. Es probable que tu médico haga una prueba de sangre para determinar si tienes deficiencia de hierro.

Advertencias

Habla con tu médico para descartar cualquier condición médica si estás experimentando pérdida de cabello irregular.