¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Medicamentos similares al Adderall

Escrito por Antonela Saglietti | Fecha actualizada September 04, 2018

Adderall es un medicamento de prescripción médica el cual es comercializado por Shire Pharmaceuticals, indicado para el tratamiento del trastorno por déficit de atención con hiperactividad o TDAH. También puede ser prescripto por un profesional médico matriculado para el tratamiento de la narcolepsia y en casos como la fatiga crónica, la obesidad y la depresión en los cuales otras alternativas de tratamiento resultaron negativas. Las fórmulas para tratamientos prolongados y genéricos también están ampliamente disponibles y contienen los mismos ingredientes activos: anfetamina y dextroanfetamina. Sin embargo,existen otros medicamentos similares al Aderall disponibles en el mercado .

Adderall: Metilfenidato

El metilfenidato conocido por su nombre comercial como Adderall, pertenece a la clase de compuestos piperidina la cual aumenta los niveles de dopamina y norepinefrina en el cerebro mediante la inhibición de la recaptación de los transportadores de monoaminas. El metilfenidato posee similitudes estructurales a la anfetamina, pero sus efectos farmacológicos son más similares a los de la cocaína, es por eso que se requiere la evaluación y prescripción de un profesional médico competente debido a las posibles complicaciones que puede traer aparejado su consumo irracional.

Vendido en forma genérica, así como bajo los nombres comerciales notoriamente conocidos el Adderall en Argentina, Chile, México y Colombia con los nombres de Rubifen, Ritalin y Concerta entre otros, actúa sobre el sistema nervioso provocando la excitación química del tallo cerebral para producir efectos estimulantes. El metilfenidato es una sustancia controlada en Lista II en los Estados Unidos (y en los países anteriormente mencionados), lo que significa que es ilegal obtenerla sin receta médica, y se debe escribir una nueva receta para cada compra de medicación.

El principal problema radica en que, extra médicamente y en los últimos tiempos estas drogas se han vuelto muy populares en ciertos sectores de la población (amas de casa, trabajadores transportistas, ejecutivos, estudiantes de medicina y deportistas de alto rendimiento entre otros), las mismas son utilizadas para reducir la fatiga o para evitar dormirse y mantenerse despiertos por más tiempo aplazando de esta manera la necesidad de sueño. Es por esto que suele ser utilizado por estudiantes cuando se acerca la época de rendir exámenes, o por los conductores de camiones, o los deportistas en competencia para optimizar sus tiempos. Los adolescentes lo suelen consumir por aburrimiento modismo o por simple curiosidad. Toda la población está en riesgo y resulta imperioso tomar medidas al respecto y comprender que este medicamento no es para cualquiera y que son más sus efectos adversos que sus beneficios.

Los efectos adversos más relevantes son en niños cefalea, nerviosismo, insomnio, anorexia, taquicardia, hipertensión entre otros. En adultos dolor torácico, fiebre, lesiones accidentales, intentos suicidas, diarrea, incontinencia fecal, incremento del apetito, calambres en las piernas, apatía, alucinaciones, confusión, hipercinesia, trastornos del sueño, trastornos del lenguaje, vértigo, epistaxis, prurito, urticaria, diplopía, hematuria, taquicardia y muchos otros descriptos en numerosos estudios científicos médicos.

Algunas otras drogas similares que rondan en el mercado son:

  • Lisdexanfetamina: es una formulación de dextroanfetamina, el principal ingrediente activo en el Adderall. Como una anfetamina estimulante, la lisdexamfetamina es muy similar al Adderall en su efecto sobre el cerebro, causando el aumento de liberación de los neurotransmisores o "mensajeros químicos del cerebro" norepinefrina y dopamina. Sin embargo, es un "profármaco", lo que significa que en forma de pastillas no se convierte en dextroanfetamina; lo que ocurre en el tracto gastrointestinal. Este medicamento también se utiliza para tratar el TDAH, y debido a su método único de absorción en el cuerpo, tiene una duración de acción más prolongada que la mezcla de dextroanfetamina y sales de anfetamina del Adderall. Esta es también una sustancia controlada en Lista II bajo la ley federal.
  • Metanfetamina: Se trata de un poderoso estimulante de anfetamina, la metanfetamina comparte algunas similitudes con el Adderall. Aunque es más comúnmente conocida como una droga ilegal de abuso, la metanfetamina también es utilizada (en casos extremos), para tratar el TDAH. De acuerdo con MayoClinic.com, la metanfetamina se vende en forma de tabletas bajo el nombre comercial Desoxyn  puede ayudar a aumentar la atención y reducir la agitación en las personas con TDAH severo. Un médico puede decidir utilizar esta sustancia controlada en Lista II para tratar el TDAH si estima que es la mejor opción. Sin embargo, la Administración del Control de Drogas informa que la metanfetamina es altamente adictiva y tóxica; sobre todo cuando se produce en "laboratorios de metanfetaminas" clandestinos y se vende en la calle en forma de cristales o en polvo. El comercio ilegal ha crecido de manera exponencial y  ya no respeta edades ni escalas sociales, es cada vez más frecuente ver chicos cada vez más jóvenes caer en el consumo, sin advertir la severidad y las fatales consecuencias que pueden acarrear en sus vidas.
  • Cocaína: tal vez la droga más infame y nefasta la cual comparte cierta similitud con el Adderall, la cocaína, es un estimulante poderoso. Aunque no es miembro de la familia de las anfetaminas, los efectos estimulantes son similares a los de las anfetaminas, informa la Administración del Control de Drogas; aunque éstos surgen más rápidamente y no duran tanto como la anfetamina y la dextroanfetamina. La cocaína se inhala, se fuma o se inyecta; a menudo los que abusan del Adderall trituran los comprimidos y los absorben por la nariz para conseguir efectos más rápidamente. Al igual que el Adderall y otros estimulantes similares, la cocaína tiene un alto potencial de adicción, y es también una sustancia controlada en Lista II.

Toda la población está en riesgo y debemos educar y transmitir los conceptos fundamentales para que se comprenda que las adicciones son peligrosas, nos llevan a la muerte, nos alejan de nuestros seres queridos y nos deterioran la vida. Mantenerse alejado de este tipo de sustancias no es imposible, hay que tener sostén familiar y psicológico, si conoces a alguien que las esté consumiendo sin ser recetadas por un profesional médico, habla con el seguro necesita de tu contención, y llévalo de inmediato con un doctor para que evalué el grado de adicción y el tratamiento a seguir. Di no a las drogas comerciales e ilegales a través de las cuales solo ganan los mercenarios que trafican y especulan con la salud de miles de inocentes.

Te puede interesar: Abuso de drogas recetadas

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.