Lista de frutos rojos

Escrito por Elise Wile
Las fresas han sido acogidas por la cocina durante siglos.
Strawberry image by Sujit Mahapatra from Fotolia.com

Las bayas rojas abundan en la naturaleza, pero no todas se pueden comer con seguridad. Las bayas rojas que se pueden consumir, sin embargo, se encuentran entre los alimentos favoritos de muchas personas, como en tartas y pasteles, o simplemente se comen crudas. Las bayas son abundantes en muchos estados y pueden ser gratificantes para el jardinero de la casa.

Frambuesas

Una frambuesa es una fruta delicada y deliciosa.
raspberry image by Azazirov from Fotolia.com

Hay más de 200 especies de frambuesas, lo que explica que se pueden cultivar en cualquier lugar, desde el hielo del sur de Chile hasta en el húmedo Ecuador. Las frambuesas que compras en la tienda son, por lo general, rojas, pero también pueden ser de color negro, morado, naranja o amarillo. Las frambuesas, como la mayoría de las bayas, son bajas en calorías y ricas en nutrientes, proporcionando más de la mitad de la dosis diaria recomendada de vitamina C.

Fresas

Las fresas se pueden comer de muchas formas.
strawberries 1 image by Joelyn Pullano from Fotolia.com

Las fresas de las más queridas de los frutos rojos, complementando desde pasteles para el desayuno hasta helados. La fresa tiene la distinción de ser la única fruta que tiene semillas en el exterior, en vez de en el interior. Encontrarás que las fresas compradas en la tienda suelen ser más dulces que las fresas silvestres, a pesar de las fresas silvestres tienen un aspecto delicioso. Los amantes de la tarta de fresas pueden disfrutar del hecho de que los nativos americanos hicieron pan de fresa, que los colonos adaptaron y lo convirtieron en los ricos postres que comemos hoy en día. Una taza de fresas te proporcionará el 150% de la dosis diaria recomendada de vitamina C junto con 50 calorías.

Arándanos

Los arándanos le dan color a la mesa de Acción de Gracias.
cranberries in crystal image by Patrick Moyer from Fotolia.com

Sería raro entrar al supermercado durante Acción de Gracias y no ver las bolsas de arándanos, las latas de salsa de arándanos y los arándanos secos. Aunque no existe una prueba definitiva de que los arándanos fueron parte del primer menú de Acción de Gracias, es cierto que son nativos de América del Norte y eran consumidos por los nativos americanos y los colonos. Cabe señalar que los arándanos se pueden almacenar más tiempo que otras bayas, haciéndolos más versátiles. Una taza de arándanos proporciona 50 calorías y casi el 25% de la dosis diaria recomendada de vitamina C.

Moras

Las moras varían de color rojo al morado.
Blackberry image by morchella from Fotolia.com

Las moras son tan rojas que pueden ser una molestia para las personas que las pisan en las calzadas y las aceras. Son conocidas por ser muy resistentes, capaces de soportar el clima frío, húmedo y seco. Aunque las moras no son tan populares en la cocina como algunos de los otros frutos rojos, son deliciosas al horno con pastel de ruibarbo, con magdalenas o en un pudín. Una porción de moras te dará casi toda la vitamina C de un día entero por sólo 60 calorías.

Grosellas

Las grosellas quedan bien en los pudines.
gooseberry image by Andrzej Włodarczyk from Fotolia.com

Las grosellas pueden ser o no de color rojo, ya que vienen en una variedad de colores, incluyendo verde, amarillo y rosa. Ambas plantas están prohibidas de ser plantadas en muchos Estados, ya que son el hogar de un hongo peligroso que es una amenaza para la industria de la madera. Las grosellas pueden ser agrias y saben mejor cuando se cocinan en dulces o pudines con mucha azúcar. Tienen menos de 100 calorías por taza y contienen más de la mitad de la dosis diaria recomendada de vitamina C.