¿Las ardillas bebés transmiten enfermedades?

Escrito por Brenna Davis
Algunas ardillas bebé salvajes transmiten enfermedades.
Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Las ardillas son pequeños roedores silvestres que viven en casi todas las partes del mundo. Son consideradas como plagas debido a que con frecuencia destruyen jardines, comen alpiste y anidan en los tejados. Una enfermedad zoonótica es una que puede ser transmitida de los animales a los seres humanos. Aunque algunas ardillas bebé tienen enfermedades zoonóticas, no todas las padecen. Sin embargo, no hay ninguna razón para que la gente toque o entre en contacto con las ardillas, y ya que algunas pueden transmitir infecciones a las personas, aconseja a los niños que las dejen en paz.

Rabia

Evita las ardillas que son excesivamente amables o agresivas poseen una formación de espuma alrededor de la boca y la nariz.
Chipmunk image by Bill from Fotolia.com

Tal vez la enfermedad más terrible para los animales salvajes es la rabia, una enfermedad mortal que no tiene cura conocida. Muchas personas creen erróneamente que las ardillas y otros roedores silvestres son portadores de la rabia. En realidad, estos animales raramente la tienen. De hecho, una ardilla es poco probable que desarrolle rabia aún cuando es mordida por un animal rabioso. Debido a que estos animales pueden tener rabia en raros casos, sigue siendo importante conocer los signos. Evita las ardillas que son excesivamente amables o agresivas poseen una formación de espuma alrededor de la boca y la nariz.

Insectos portadores de enfermedades

Aunque las ardillas no pueden transmitir la enfermedad de Lyme a la gente, si las garrapatas en su piel saltan a una persona, pueden infectarla fácilmente.
doctor image by Apple from Fotolia.com

El mayor riesgo que representan para los seres humanos las ardillas bebé son los insectos que pican de vez en cuando a estos animales o viven en su piel. Estas pueden ser infestadas con piojos y ácaros, ambos de los cuales también infestan el cabello humano y pueden propagar algunas enfermedades. Además, con frecuencia son picadas por garrapatas, que transmiten la enfermedad de Lyme. Aunque las ardillas no pueden transmitir la enfermedad de Lyme a la gente, si las garrapatas en su piel saltan a una persona, pueden infectarla fácilmente.

Infección

Si has sido mordido por una ardilla, consulta a un médico y vigila la lesión para detectar signos de infección, como hinchazón, supuración, enrojecimiento y fiebre.
doctor image by DXfoto.com from Fotolia.com

Una mordedura de una ardilla es una situación médica grave. Estas pueden causar infecciones que, si no se tratan, puede conducir a una pérdida permanente de piel y tejido e incluso a una insuficiencia orgánica. Los productos químicos de la saliva de la ardilla son ajenos a los cuerpos humanos, por lo que las infecciones son comunes. Si has sido mordido por una ardilla, consulta a un médico y vigila la lesión para detectar signos de infección, como hinchazón, supuración, enrojecimiento y fiebre.

Parásitos

Si tu perro o gato mata a una ardilla, consulta a tu veterinario.
Female vet holding rabbit image by Sophia Winters from Fotolia.com

Las ardillas, como la mayoría de los animales, son susceptibles a una variedad de parásitos, especialmente los nematodos. Estos con frecuencia infectan a los perros y también pueden ser transmitidos a los seres humanos. En casos extremos, una infección por lombrices intestinales puede causar malnutrición y fallo orgánico. Algunas ardillas están infestadas con parásitos peligrosos y otros protozoos intestinales. Las personas que entran en contacto con las ardillas o sus heces deben lavarse las manos. Si tu perro o gato mata a una ardilla, consulta a tu veterinario. Tu mascota podría desarrollar infestaciones de numerosas especies de parásitos que pueden ser transmitidos a ti.