¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!
x

Herpangina en adultos

Escrito por Estefanía Mac | Fecha actualizada December 20, 2018

La herpangina en adultos y niños es una enfermedad contagiosa que produce ampollas llenas de líquido que se revientan rápidamente y dejan pequeñas úlceras o llagas de 2 a 4 milímetros de ancho, pero que pueden ser muy dolorosas.

Lee también: ¿Cuánto duran las ampollas de la Herpangina?

En la mayoría de los casos, esta enfermedad provoca síntomas leves parecidos a los de la gripe, que desaparecen sin tratamiento, aunque a veces puede generar infecciones más graves.Qué es?

Que es la herpangina

La herpangina o enfermedad boca, manos y pies (EBMP), causada por el virus de Coxsackie, es una enfermedad que ataca principalmente a niños de entre 3 a 6 años de edad, aunque también puede padecerse en la edad adulta.

El virus Coxsackie pertenece a la familia de los enterovirus, los cuales se multiplican en el intestino después de que son ingeridos en agua o alimentos contaminados. Puede surgir como una epidemia en colegios, guarderías o campamentos, en especial en el trópico o durante los meses de verano y otoño.

Se trata de una enfermedad muy contagiosa, que causa úlceras y llagas en la parte posterior de la garganta y el paladar, además de fiebre y sarpullido. Puede transmitirse de un de un niño a otro, aunque también hay casos de herpangina en adultos.

Causas de la enfermedad boca, manos y pies

Es muy común en zonas tropicales donde el virus circula durante todo el año, en especial en zonas urbanas gracias a la facilidad con la que se propaga en contextos grupales, ya sea por alimentos contaminados, contacto con manos sucias o superficies contaminadas con heces.

Esta enfermedad también puede contagiarse al toser o estornudar y por la saliva, en la cual el virus permanece durante 4 semanas, mientras que en las heces dura aproximadamente 6 semanas hasta varios meses después de la infección.

También permanece durante bastante tiempo en superficies como muebles, colchonetas, juguetes e incluso el suelo, ayudando a que el contagio sea mucho más rápido; sin embargo, algunos niños son más susceptibles que otros debido a sistemas inmunes debilitados por enfermedades o medicamentos.

Descubre: Ampollas en la lengua de los niños.

Síntomas

La herpangina en adultos y niños se distingue por la infección de la boca, causando ampollas o llagas en la garganta y el paladar que desaparecen por sí solas, así como salpullido en manos y pies, y en algunos casos en zonas genitales.

El tiempo de infección por el virus varía mucho, ya que el periodo de incubación desde la adquisición hasta la aparición de síntomas es de 5 a 7 días; además, existen casos en los que sólo se presenta una fiebre que disminuye al cabo de 24 horas, aunque la duración promedio es de 3 a 4 días.

Por otro lado, un 80% de los niños infectados por el virus de Coxsackie no muestra ningún síntoma, mientras que el 20% restante presenta fiebre alta, dolor de cabeza, garganta, músculos e incluso náuseas.

En el caso de los bebés y niños pequeños puede que no quieran comer o que vomiten; los niños mayores pueden presentar dolor de cabeza, garganta o de estómago, mientras los adolescentes y adultos pueden tener dolor y rigidez en la nuca y la espalda, así como inflamación en los ganglios del cuello.

Más información: Síntomas del herpes en el interior de la boca.

Tratamiento

No existe un tratamiento específico, ya que las llagas o ampollas y los síntomas desaparecen paulatinamente. Aunque a continuación nombramos algunos tratamientos para disminuir las molestias hasta la desaparición total de la enfermedad:

  • Incrementar el consumo de líquidos, especialmente de productos lácteos fríos. También es recomendable hacer gárgaras con agua fría para aliviar el dolor en el paladar y la garganta.
  • Evitar los jugos de frutas cítricas, las comidas fritas, picantes y calientes.
  • A veces se pueden usar medicamentos para disminuir la fiebre o para aplacar el dolor, así como anestésicos tópicos para la boca. Sin embargo, es necesario siempre consultar a un profesional.

¿Se puede prevenir la herpangina?

No existe alguna vacuna para combatir la enfermedad boca, manos y pies, igual que antibióticos, los cuales no ayudarán a curar la herpangina. Aunque puede prevenirse lavando las manos debidamente después de entrar en contacto con superficies sucias y después de ir al baño o cambiar el pañal de un bebé.

Es necesario desinfectar regularmente los juguetes que se comparten en las guarderías, ya que el virus puede vivir en ellos durante varios días, así como reforzar el sistema inmune de los niños con alimentos que contengan nutrientes, vitaminas y minerales.

En general, la enfermedad de boca, manos y pies es una infección leve que se cura rápido y sin ninguna complicación, aunque las más comunes pueden ser la deshidratación y la disminución de la glucosa; además, es importante consultar a un médico en caso de adquirirla durante el embarazo, ya que se encuentra en discusión algunas posibles alteraciones genéticas asociadas al virus de Coxsackie.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.