¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Efectos adversos del alendronato de sodio

Escrito por Agustina Forgioni | Fecha actualizada September 20, 2018

El alendronato de sodio es un medicamento que pertenece al grupo de los bifosfonatos, ampliamente utilizado en la prevención y el tratamiento de la osteoporosis, una enfermedad que se caracteriza por la debilidad y fragilidad de los huesos, que hace que las personas que la padecen sean propensas a sufrir fracturas ante golpes leves o incluso en ausencia de traumatismo alguno.

Las fracturas relacionadas con la osteoporosis suelen ocurrir en la cadera, las muñecas y la columna vertebral. La osteoporosis puede afectar tanto a hombres como a mujeres, pero es mucho más frecuente que la padezcan las mujeres mayores de 40 años, posterior a la menopausia.

Otro uso menos frecuente del alendronato es como tratamiento para la osteoporosis u osteopenia producidas por tratamientos prolongados con corticoesteroides, por ejemplo en personas en tratamiento con corticoides por lupus o artritis. Los médicos también pueden prescribir alendronato para tratar la enfermedad ósea de Paget, que es una afección infrecuente en la que los huesos se reblandecen y debilitan, lo que puede generar deformaciones óseas, dolor y predisposición a sufrir fracturas.

El tratamiento de la osteoporosis y de la osteopenia se basa en ciertos medicamentos que ayudan a fijar el calcio que se consume con la dieta o con suplementos nutricionales y que fortalecen los huesos, asociados a una dieta saludable y ejercicios que pueden evitar la disminución de masa ósea y reforzar los huesos débiles. Sin embargo, como todo medicamento, el uso habitual de alendronato de sodio no se encuentra excento de efectos adversos que hay que conocer para poder detectarlos en forma temprana. El uso incorrecto de esta droga aumenta notablemente el riesgo de sufrir efectos secundarios a su consumo, por lo que es fundamental respetar tanto las dosis como la correcta administración de este medicamento.

Tal vez te interese: Pilates para reducir la osteoporosis

Modo de administración

El alendronato de sodio es un medicamento que se administra en forma oral, habitualmente en comprimidos aunque también se lo puede encontrar como solución líquida. Las tabletas de 5 mg y 10 mg deben tomarse por la mañana con un vaso lleno de agua mientras se está en ayunas, una vez al día, mientras que las tabletas de 35 mg y 70 mg también se toman por la mañana y en ayunas, pero solo una vez a la semana. Después de tomar el alendronato de sodio, hay que beber al menos medio vaso de agua.
Nunca se debe tomar las tabletas ni la solución de alendronato con té, café, jugo, leche o bebidas gasificadas. Luego de tomar el alendronato de sodio, no se debe comer ni beber o tomar otros medicamentos durante al menos 30 minutos. Tampoco debes acostarte durante al menos 30 minutos después de tomar el alendronato. Procura sentarte en posición erguida o mantenerte de pie hasta que pase media hora y hayas consumido los primeros alimentos del día.
Aquellas personas que no puedan mantenerse de pie o en posición erguida el tiempo requerido luego de tomar el comprimido de alendronato de sodio no deberían iniciar un tratamiento con bifosfonatos y deberían notificar a su médico al respecto para recibir un tratamiento alternativo con otro tipo de medicamentos. Para el tratamiento de la enfermedad ósea de Paget se recetan comprimidos de 40 mg una vez al día, por la mañana, durante 6 meses. Bien administrado, el tratamiento con alendronato de sodio ayudará a fortalecer los huesos del cuerpo y a fijar el calcio en forma adecuada.

Efectos adversos del alendronato

Como todo medicamento, el alendronato de sodio puede tener múltiples efectos adversos. Se ha reportado como efecto adverso más común el dolor abdominal tipo cólicos o retortijones. El uso de este medicamento también puede producir dolor muscular, de huesos o de articulaciones, dispepsia o malestar gástrico luego de las comidas, constipación, diarrea, flatulencia, dolores de cabeza, regurgitación ácida, úlcera de esófago, vómitos, gastritis y alteraciones del gusto. Todas las complicaciones mencionadas resultan poco frecuentes si el alendronato es utilizado en forma adecuada y se respetan las dosis prescriptas por el médico. Si se consume una dosis mayor a la recomendada por el profesional tratante, el riesgo de efectos adversos es mucho mayor e incluye acidez e irritación de la mucosa del esófago o del estómago que pueden llegar a producir úlceras.

Sigue leyendo: Diferencias entre la osteoporosis y la osteomalacia

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.