¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!
x

Dieta después de una gastroenteritis viral

Escrito por Luis Malavé | Fecha actualizada June 15, 2018

La gastroenteritis viral puede ser una inflamación incómoda y potencialmente peligrosa del tracto gastrointestinal, que en general se produce por la acción de rotavirus o norovirus, adenovirus, astrovirus y calicivirus.

Sus síntomas pueden incluir vómito, diarrea y dolor de cabeza y aunque esta condición generalmente se resuelve en pocos días, una vez curado puedes encontrarte con que tu estómago e intestinos no están listos aún para volver a la dieta normal que tenías antes.

Te recomendamos: ¿Cómo tratar un virus estomacal estando embarazada?

A tal fin, vamos a mostrar un plan de 3 fases para lograr una recuperación suave y sin contratiempos de los estragos de una gastroenteritis viral.

Primera fase

Evita comer cualquier alimento o bebida para las primeras horas después del desarrollo de la gastroenteritis viral.

Después de cuatro u ocho horas, puedes empezar a consumir líquidos claros como jugo de manzana, jugos solubles como el Kool-Aid, bebidas deportivas, refrescos sin cola, ginger ale y helados.

Trata de tomar de 125 a 250 mililitros de líquido cada hora. Si la bebida te provoca vómito, bebe cantidades más pequeñas a la vez.

Los niños tienen un mayor riesgo de deshidratación, por lo que se recomienda el uso de soluciones rehidratantes como el Pedialyte u otros sueros pedíatricos disponibles en las farmacias.

Una vez que puedas mantener los líquidos en el estómago sin vómitarlos o perderlos a través de la diarrea, puedes avanzar a la segunda fase de tu dieta para después de una gastroenteritis viral.

Segunda fase

En esta etapa, puedes comenzar a añadir ciertos tipos de alimentos fáciles de digerir. Estos alimentos deben ser bajos en fibra para permitir que el tracto gastrointestinal descanse al mismo tiempo que obtiene las calorías y los nutrientes que necesita.

Algunas buenas opciones son el puré de manzana, puré de papas, arroz blanco o pasta, los cereales como copos de maíz o arroz inflado, y un pan tostado.

Una manera fácil de recordar cuál sería el tipo de alimentos suaves aceptables en esta segunda etapa es guiarse por la dieta BRAT, que se refiere a una dieta creada en Estados Unidos para ayudar a aliviar las náuseas, diarreas y malestar estomacal e intestinal en general.

BRAT representa las siglas de banana, rice, applesauce y toast, que traducido al español sería bananas, arroz, puré de manzana y pan tostado.

Alguna variación de esta dieta BRAT incluye la ingesta de algunos tipos de te suaves.

Una vez que tu organismo pueda tolerar la ingesta de líquidos junto con estos alimentos suaves sin sufrir vómitos ni diarreas, puedes pasar al siguiente paso.

Tercera fase

Esta fase permite alimentos más sólidos, pero sin llegar aún a lo que seria una dieta regular.

Puedes seguir comiendo alguno de los alimentos suaves de la fase 2, pero ahora agrega carne tierna magra, pescado o aves de corral y huevos cocidos.

También se pueden comer verduras bien cocidas y frutas, así como los sorbetes o helados de agua.

La mayoría de las personas podrán avanzar a este tercer nivel de la dieta de recuperación de la gastroenteritis viral en no más de 24 a 48 horas después de haber manifestado los primero síntomas.

Sin embargo, mientras tengas diarrea o vómito no debes pasar de la etapa 2 y es mejor esperar antes de avanzar en la ingesta de alimentos más sólidos.

Alimentos que debes evitar

Hay ciertos alimentos que deben ser evitados a toda costa durante la fase aguda de la gastroenteritis viral e incluso, aunque hayan desaparecido algunos de sus síntomas.

Estos alimentos tienen propiedades irritantes de la mucosa del sistema gastrointestinal y por eso no son recomendables comerlos hasta que estos órganos se hayan recuperado totalmente.

Las personas con gastroenteritis viral deben evitar los alimentos picantes, alcohol, bebidas con cafeína, leche o productos lácteos, verduras crudas y palomitas de maíz y nueces.

También deben evitar ingerir jugos o frutas cítricas, que provocarán una irritación en la mucosa estomacal e intestinal por su fuerte contenido de ácido cítrico.

Lee también: ¿Después de vomitar debo beber mucha agua?

Las bebidas con cafeína y el alcohol pueden deshidratar, y las frutas y jugos cítricos pueden causar irritación.

Aún si te sientes mejor, es preferible evitar los productos lácteos durante 1 o 2 semanas después del final de la enfermedad, debido a que se puede desarrollar intolerancia a la lactosa e irritación del tracto gastrointestinal.

En adultos sanos, la gastroenteritis viral es una condición que no debería tener consecuencias a largo plazo.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.