¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Descamación seca en la nariz

Escrito por Luis Malavé | Traducido porLuciano Ariel Castro | Fecha actualizada May 27, 2018

La piel seca o que ha perdido toda humedad y por lo tanto sus fibras superficiales se han convertido en células muertas, son desechadas por el organismo en forma de escamas que se desprenden y caen.

Sin embargo, bajo los conceptos estéticos de hoy en día, una persona que muestre descamación de piel seca en zonas visibles del cuerpo puede ser objeto de rechazo social.

Este problema puede ser más desagradable si tu problema es una descamación seca en la nariz, o en otra zona visible del cuerpo.

Lee además: ¿Por qué es mi piel tan seca?

Aunque la descamación de la piel seca facial a menudo es producto de una falta de humedad en la piel debido al envejecimiento de la misma o por rutinas de limpieza duras, también hay ciertas condiciones ambientales o costumbres incorrectas que favorecen la resequedad y formación de escamas en la piel.

¿Qué causa una descamación seca en la nariz?

Puedes experimentar irritación y descamación seca en la nariz justo después de una quemadura solar o una reacción alérgica a una loción o crema.

En este caso, se trata de un efecto del proceso de autocuración de la piel dañada y no representa mayor complicación para la salud.

Sin embargo, hay varias enfermedades de la piel que pueden causar descamación e irritación en el área de la nariz, como son la psoriasis, el eccema y la dermatitis seborreica.

Estas condiciones requieren de la supervisión y la gestión profesional para sanar adecuadamente.

Identificación

El problema de descamación seca de la nariz suele empeorar en los meses de invierno, la baja humedad del aire exterior se combina con el aire interior caliente para hacer que tu piel se ponga seca y árida.

Pero si lo que buscas es resolver la situación, o entender su causa real, lo mejor es identificar la posible razón de que tengas esta condición en tu rostro.

En el caso de la psoriasis, esta es una enfermedad inflamatoria autoinmune por la cual el sistema inmunológico ataca las células de la piel, que se defiende produciendo células en exceso para repara los daños.

Esto provoca la formación de placas gruesas, escamosas y de color plateado en cualquier parte del cuerpo, incluyendo el rostro.

Por su parte el eccema, una condición común de la piel, provoca una erupción pruriginosa que se caracteriza por escamas secas.

La dermatitis seborreica, una enfermedad inflamatoria que causa escamas de color blanco a amarillento, se presenta con mayor frecuencia en las zonas grasas, es decir, aquellas donde la piel tiene mayor concentración de glándulas sebáceas, que producen sebo para lubricar y proteger la piel contra bacterias y agentes patógenos.

Esto incluye el cuero cabelludo, los párpados, los labios, la zona detrás de las orejas y en los pliegues de la nariz.

Prevención y solución

La hidratación extra a la piel puede tratar y prevenir la descamación causada por la piel seca.

La Academia Americana de Dermatología sugiere lavarse la cara con menos frecuencia y el uso de jabones suaves o sustitutos de jabón en tu piel.

Evita usar jabones antibacterianos o desodorante en la cara, ya que pueden irritar la piel, secarla y tornarla escamosa.

Después de lavarte la cara, aplica una crema hidratante, como vaselina o lanolina, para sellar la humedad.

Advertencia

Rascarte la nariz solo provocará infecciones en la piel de tu nariz, sean bacterianas o micóticas.

Busca atención médica inmediata si las áreas que forman escamas se tornan rojas, hinchadas o inflamadas.

No dejes de leer: ¿Cómo deshacerse de codos secos, escamosos y agrietados?

Las condiciones crónicas de la piel como la psoriasis o el eccema también pueden afectar tu autoestima y causar estrés, ansiedad y depresión, por lo que no dudes en buscar atención médica.

Tu médico te puede recomendar grupos de apoyo o consejeros que pueden ayudarte a aprender a vivir con estas condiciones.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.