¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!
x

¿Cuáles son los nombres de las gotas para los oídos con antibióticos?

Escrito por Luis Malavé | Fecha actualizada May 28, 2018

El tratamiento de dolores o infecciones en los oídos es muy fácil hoy en día gracias a la existencia a decenas de marcas de gotas medicinales que cumplen las más diversas funciones contra hongos, bacterias o inflamaciones provocadas por la acumulación de exceso de cerumen en el oído medio o interno.

Esto incluye productos con componentes anestésicos, antibióticos y esteroides, hechos para niños y adultos.

Te recomendamos: ¿Cómo curar de forma natural un oído tapado?

Las gotas antibióticas para los oídos son un tratamiento eficaz para muchas infecciones del oído externo, mientras que la mayoría de las infecciones del oído interno requieren de tratamiento con antibióticos orales o sistémicos.

Vamos a repasar los tipos de gotas antibióticas para los oídos que se pueden adquirir hoy en día, tanto con prescripción médica como sin ella.

Gotas con antibiótico común

En muchos casos de infección externo, el médico tratante recetará gotas a base de antibióticos.

En Estados Unidos, las marcas más prescritas por los médicos son las Domeboro ótico, Floxin y Vosol.

De estas, Floxin es quizás la marca más popular entre las gotas antibióticas para los oídos, debido a que su resultado es muy eficaz contra un gran número de bacterias que provocan infecciones en la parte externa del oído.

La gran mayoría de gotas de oídos usan como elemento activo los antibióticos neomicina, clotrimazol, polimixina B, ciprofloxacina, ofloxacina, gentamicina; gramicidina; nistatina y la framicetina.

Gotas con antibióticos y esteroides

Entre los otorrinolaringólogos, o especialistas en oído y sistemas vinculados a estos, se ha hecho cada vez más frecuente la receta de gotas para oídos basados en un antibiótico de uso general, pero al mismo tiempo con componentes esteroides, que ayudan a reducir la inflamación del conducto auditivo o cualquier estructura afectada por las bacterias.

En Norteamérica se pueden adquirir bajo receta o sin ellas numerosas marcas de este tipo de gotas para el oído, destacando las conocidas como Ciprodex, HC-Cipro, Cortane B, Cortisporin, Betnesol N-y N-Predsol, sólo por nombrar algunas.

Esteroides en gotas para los oídos

En los casos donde los antibióticos están contraindicados, el médico puede optar por recetar gotas para los oídos con esteroides para bajar la inflamación.

Las marcas DermOtic, Betnesol y Predsol son tres tipos de gotas para oídos comúnmente prescritas que contienen sólo esteroides tópicos como su ingrediente activo.

Sin embargo, hay numerosas marcas a la venta en toda Latinoamérica que se basan en los esteroides hidrocortisona y la dexametasona, así como en la fluocinolona acetónido.

Este tipo de gotas solo están disponibles con receta médica.

Gotas desecantes

Este tipo de gotas para oídos contienen como agente activo el acetato de aluminio, que actúa como un elemento secante de la humedad acumulada en las cavidades del oído externo y medio.

De esta forma, no solo evitan una mayor proliferación de bactereias causantes de infección, sino también ayudan a cicatrizar los tejidos afectados y prevenir futuras infecciones.

Algunas gotas con acetato de aluminio incluyen ácido acético, que tiene un efecto astringente y que además reduce el pH de la piel piel interna para que los hongos y bacterias no puedan crecer.

Audicort y Cerumol son dos tipos de gotas a base de acetato de aluminio prescritas con regularidad.

También están disponibles diversas marcas que se basan en el alcohol isopropílico como componente activo encargado de desecar la zona interna del oído y eliminar así cualquier humedad acumulada.

Este tipo de gotas no requieren receta para su venta y uso en el caso de niños pequeños.

Gotas para los oídos con antifúngicos

Algunas infecciones en el oído externo no son causadas solo por bacterias, sino también por hongos.

Esto obliga a aplicar tratamientos con gotas que combinan tanto antibióticos como agentes fungicidas para garantizar una efectiva eliminación de la infección y una curación más rápida.

Lee además: Lista de gotas para los oídos pediátricas

Las marcas más comunes en Estados Unidos y Latinoamérica se basan en los antifúngicos nistatina y clotrimazol.

El Mycostatin es un ejemplo de gotas con base en nistatina, mientras que el Canesten en gotas se basa en el clotrimazol, aunque en cada país se pueden adquirir muchas otras marcas con los mismos principios, dependiendo del fabricante farmacéutico que predomine en dicho mercado local y las marcas patentadas que ofrezca allí.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.