¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

¿Cuáles son las causas de la piel roja de los pies y los tobillos?

Escrito por Luis Malavé | Fecha actualizada May 28, 2018

La aparición de piel rojiza en los pies y tobillos pueden ser variadas y el diagnóstico depende de si estas áreas también presentan picor o dolor, hay inflamación o están calientes al tacto, si la mancha rojiza es uniforme o está conformada por varias manchas más pequeñas.

También hay que verificar si esta condición es parte de los síntomas de otra enfermedad.

Algunas de las posibles causas de piel rojiza en los pies y tobillos pueden ser muy simples, pero otras pueden indicar una enfermedad bastante seria.

Lee también: Mis piernas se enrojecen después del ejercicio

Todos los diagnósticos deberán ser hechos por un profesional médico.

Dermatitis

La dermatitis de contacto alérgica es una reacción inflamatoria de la piel ante elementos del medio ambiente que la irritan, tanto sólidos como líquidos o gaseosos.

Entre sus síntomas, produce sarpullidos con picazón. En el caso de los pies y tobillos generalmente ocurre por contacto con plantas venenosas o por el uso de medias lavadas con detergentes que provocan alergia en la pesona

En los infantes, la dermatitis atópica, o eczema, generalmente ataca los pies y los tobillos.

Por su parte la neurodermatitis causa parches localizados de piel rojiza elevada, rugosa y con fuerte picazón, generalmente en los tobillos.

Paniculitis

La paniculitis es una inflamación de grasa debajo de la piel que causa parches rojos, duros y gruesos, generalmente en los pies, tobillos y manos.

La petequia

Causada por el sangrado debajo de la piel, la petequia genera pequeños lunares que aparecen principalmente en la zona de los tobillos y los pies.

En masa parecen un sarpullido. La tonalidad rojiza no desaparece cuando se le aplica presión.

La petequia puede ser un indicativo de varias condiciones médicas serias, incluyendo infecciones, leucemia y deficiencias crónicas de vitaminas.

Síndrome de Henoch-Schonlein

El síndrome de Henoch-Schonlein es una forma de inflamación de los vasos sanguíneos, afecta generalmente a los niños y causa un sarpullido púrpura o rojizo en las piernas, las nalgas y los pies, especialmente alrededor de la línea de las medias.

Las articulaciones de los tobillos con frecuencia se inflaman y son dolorosas. Puede ocurrir que se dañen los riñones y los intestinos.

Sarcoidosis

La sarcoidosis es una enfermedad inflamatoria de origen autoinmune que afecta a los pulmones, piel y sistema linfático.

Una cuarta parte de los afectados por sarcoidosis desarrollan la enfermedad en el área de los tobillos y las canillas, mostrando un sarpullido acompañado por piel caliente, fiebre, fatiga, tos seca y falta de aire.

Dermopatía de Graves

La dermopatía de Graves es una rara complicación de la enfermedad de Graves, que es una seria condición de la tiroides, afecta comúnmente a las canillas, los tobillos y los pies, produciendo una piel agruesada, con textura similar a una naranja y enrojecida.

Estará acompañada por síntomas de falla tirodea, como pérdida de peso, ritmo cardíaco rápido y ansiedad.

Celulitis

La celulitis es una infección bacterial de la piel. Comúnmente afecta los pies y la parte de abajo de las piernas, causando un tono rojizo, calor, flojedad e inflamación.

Los sarpullidos celulíticos pueden estar acompañados por fiebre y se desparraman rápidamente, haciendo esta condición peligrosa para la vida.

Parvovirus

El parvovirus es una enfermedad que afecta a gatos, perros y seres humanos.

En los adultos, las mujeres embarazadas y personas con problemas de inmuno depresión, puede ser seria y a veces recurrente y persistente.

No dejes de leer: ¿Qué ejercicios causan que se rompan los vasos sanguíneos en la cara?

Genera un sarpullido facial que se puede mover hacia el tronco y las extremidades, acompañado por fatiga, dolores de articulaciones e hinchazón de las manos, muñecas, pies y tobillos. La piel de estas áreas se puede poner roja y caliente al tacto.

En una infección crónica, los pies y los tobillos pueden periódicamente ponerse rojos o violetas, particularmente luego de baños y duchas.

Enfermedad de Raynaud

En esta enfermedad los vasos sanguíneos de los brazos y las piernas se contraen, causando que las extremidades se enfríen y cambien de color, generalmente blancas en un principio, seguido por azul y luego rojo con palpitaciones.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.