¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Cómo utilizar una bolsa de agua caliente

Escrito por FEMENINO | Fecha actualizada September 06, 2018
BananaStock/BananaStock/Getty Images

Las bolsas de agua caliente, también llamadas botellas de agua caliente, son bolsas de hechas de material de goma que al ser llenadas con agua caliente se utilizan para la terapia de calor. Según Terapia Física, el calor se propaga desde el agente térmico hasta el organismo, produciendo un aumento de la temperatura, lo cual provocara los diversos efectos terapéuticos. Se usa, generalmente, para controlar los dolores, tales como el dolor de cabeza o artritis, para relajar la musculatura contracturada. Los efectos contra los espasmos y el dolor son acciones terapéuticas que se ven asociadas con las aplicaciones del calor en la zona afectada.

El único secreto de la bolsa de agua caliente es una de las valiosas propiedades que tiene el agua: su elevada capacidad para generar calor*.* Esto hace que se diferencie del resto de líquidos y sustancias en cuanto al almacenamiento de calor. El calor se distribuye por medio de la circulación sanguínea. La aplicación de calor influye en la dilatación o construcción de los vasos sanguíneos periféricos mejorando las contracturas al relajar los músculos. Estas bolsas son más seguras que las almohadillas térmicas eléctricas, que pueden provocar incendios o provocar descargas eléctricas. A diferencia de las almohadillas térmicas eléctricas, que permanecen a una temperatura constante, las bolsas de agua caliente pierden calor de forma gradual. Aún así, pueden causar lesiones si no se utilizan con cuidado, en especial en aquellas personas con trastorno de sensibilidad como diabetes o lesiones de los nervios.

Tal vez te interese: Tipos de paquetes de calor

Terapia de calor

La termoterapia o terapia de calor es la aplicación de calor en sus diferentes grados sobre el organismo con fines terapéuticos. Esta aplicación se da mediante agentes térmicos, los cuales son materiales que están en una temperatura mayor a los límites normales del cuerpo. Busca a partir de los efectos que provoca, mejorar el estado de una lesión o enfermedad. Se basa en estímulos de calor para con el organismo. El calor se propaga desde la bolsa plástica hasta el organismo, produciendo un aumento de la temperatura, lo cual provocara los diversos efectos terapéutico. Los estímulos muy calientes de corta duración, aplicados en la parte externa, actúan incrementando el tono muscular y la sensibilidad nerviosa, mientras que los estímulos calientes de larga duración favorecen la relajación muscular y son sedantes y analgésicos.
Entre los efectos que sobre el organismo produce el calor, se encuentran: alivio del dolor o analgesia, incremento del flujo sanguíneo, aumento del metabolismo local, alivio del espasmo muscular y disminución del tono muscular y de la rigidez articular. Por lo que esta indicado en dolores y contracturas musculares, alteraciones de las articulaciones como artritis. Al aplicar calor como medio terapéutico hay que tener cuidado y preferiblemente evitarlo y sustituirlo por otro agente de ser necesario en casos de procesos infecciosos, tumores, inflamación aguda, trastornos de la piel activos (hongos, por ejemplo) y alteraciones de la sensibilidad.

Sigue leyendo: Cómo usar calor para tratar el dolor del cuello?

Uso de la bolsa de agua caliente

Antes de su uso se debe tener en cuenta las condiciones de la bolsa, se debe revisar si tiene orificios o si la goma se encuentra en buen estado para evitar escapes que puedan producir quemaduras en la piel. Debes comprobar las costuras de la bolsa de agua caliente, sin que se derrame y asegúrate de que la tapa o el tapón está bien conectado.
Además se deben considerar las precauciones antes mencionadas. Para el uso de la bolsa debes llenarla con agua caliente de la canilla. Comprueba la temperatura del agua, debería estar entre 104 y 113 grados fahrenheit ó 40 y 45 grados celsius. Aprieta gentilmente la bolsa de agua caliente para remover el aire que pueda tener adentro, pon la tapa o tapón. Asegúrate que la bolsa está bien cerrada para evitar que pierda agua. Luego de debe envolver la bolsa de agua caliente con una toalla para evitar el contacto directo del calor con la piel. Posteriormente se coloca la bolsa de agua caliente en la zona afectada.
Si es demasiado doloroso o la está demasiado caliente al tacto de la zona afectada, envuelve la bolsa con otra toalla para hacer disminuir la temperatura o pon la bolsa de agua caliente directamente encima o por debajo de la zona afectada. Se debe aplicar el la bolsa de calor en la zona afectada por 20 minutos. Si la bolsa de agua caliente se enfría demasiado, vuelve a cargarla con agua caliente y revisa la temperatura de nuevo.

Algunos dolores, como la artritis o tendinitis, pueden beneficiarse de la alternancia de tratamientos de frío y calor, terapia conocida como contraste. Al aplicar frío en la zona afectada, debes envolver la bolsa de hielo o cubos de hielo en una toalla y evita el contacto directo con la piel, el mismo procedimiento que se realiza con la bolsa de agua caliente.

Puede interesarte: Como alternar frío y calor para los músculos doloridos

Nunca se debe usar agua hirviendo en una bolsa de agua caliente. El agua debe estar de tibia a caliente, pero aún lo suficientemente fría para que sea soportable al tacto. Nunca te acuestes sobre una bolsa de agua caliente. La presión puede hacer que la bolsa reviente o pierda agua y provocar quemaduras. Si tienes diabetes o cualquier otra afección que causa disminución de la sensibilidad, puedes quemarte accidentalmente. Habla con tu médico antes de usar una bolsa de agua caliente o cualquier otra forma de terapia de calor.

Continúa leyendo: Tratamiento de calor y de frío para el dolor y la rigidez muscular

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud