Como usar jugo de remolacha para la limpieza del hígado

Escrito por Alana Grelyak
La remolacha ofrece beneficios para la salud.
Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images

Si buscas desintoxicar tu hígado para la buena salud general, las remolachas pueden ayudarte a lograrlo. Son una buena fuente de betaína, un purificador natural del hígado que puede protegerte de los depósitos grasos en el hígado causados por un estilo de vida poco saludable, el alcoholismo, la obesidad y otros problemas de salud. Puedes comer remolachas asadas, horneadas o en ensaladas y también puedes usarlas parar preparar jugos con otras frutas y vegetales.

Lava bien las remolachas.

Quita la cáscara de las remolachas con un pelador de vegetales.

Córtalas en piezas pequeñas para que quepan en la juguera.

Prepara un jugo con las remolachas.

Mezcla el jugo de las remolachas con el de otras frutas y verduras, como zanahoria, espinaca, ajo, perejil y manzanas, entre otros.

Consejo

También puedes beber el jugo de las raíces y las hojas verdes de las remolachas. Ambos son ricos en betaína.

Bebe el jugo lo más pronto posible luego de prepararlo para obtener los máximos beneficios y evitar la pérdida de vitaminas y nutrientes.

El jugo de las remolachas puede dejar rastros rojos en la orina y las heces. Esto es normal.

Advertencias

No bebas el jugo de remolacha solo. Puede causar una variedad de problemas, como la aceleración del ritmo cardíaco, mareos y otros efectos secundarios. Siempre dilúyelo con otros jugos.

Las personas que padecen cálculos renales deben evitar el jugo de remolacha; las grandes cantidades de ácido oxálico pueden agravar el problema.

Las remolachas pueden manchar tus manos y la encimera. Quita las manchas con jugo de limón.