¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!
x

Cómo usar el té de cassia angustifolia senna de Slim-Mate para hacer dieta

Escrito por Delfina Viana. | Fecha actualizada September 21, 2018

La Cassia angustifolia o Senna es una hierba empleada mundialmente como un laxante natural. Las hojas de esta hierba son usadas para crear un té que es vendido como una ayuda para perder peso. Pero, ¿realmente cumple lo que promete?¿Hay algún efecto secundario riesgoso para la salud?

Las investigaciones demuestran que cualquier pérdida de peso, si es que existe, en el mejor de los casos es temporal y es resultado del incremento de la eliminación de materia fecal, incluyendo no solo residuos indeseables sino también sustancias que el cuerpo necesita para el metabolismo. De modo que buscar la solución solamente en el té es un error y, además, algo peligroso.

¿Qué es la Cassia angustifolia o senna?

El cultivo de la Cassia angustifolia tiene su origen en África tropical desde donde se extendió a Asia (en India y Pakistán se encuentran las principales zonas de cultivo) y posteriormente al resto del mundo.

La Cassia angustifolia es mencionada en distintos textos ancestrales de medicina como Ayurveda, Siddha Unani y homeopatía, y es muy estudiada por la comunidad científica actual. Se han logrado confirmar sus usos medicinales como laxante o antimicótica, pero no como tratamiento de la obesidad. De hecho todos los artículos científicos que relacionan la obesidad con las hojas de senna, es porque estudian los comportamiento inadecuados a la hora de buscar bajar de peso.

De esta planta se obtienen las sustancias activas: los senósidos A y B. Éstos son utilizados ampliamente en la medicina convencional como laxantes y purgantes. Se indica su uso para constipación aguda, es decir aquella que se presenta de forma aislada, así como también para evitar el esfuerzo evacuatorio (en pacientes postquirúrgicos, con aneurismas, enfermedades de arterias cerebrales o del corazón, postparto, hemorroides, etc.), para acelerar la evacuación de parásitos, entre otros usos.

De ninguna manera las hojas de senna están indicadas para un tratamiento prolongado, ya que puede generar efectos secundarios graves. En algunos casos puede utilizarse por mayor tiempo, pero siempre bajo vigilancia médica.

Encuentra más información de: Uso correcto de laxantes

¿Ayuda la Cassia angustifolia a bajar de peso?

De por sí las hojas de Cassia angustifolia no te ayudarán a bajar de peso, pero sí puedes utilizarla unos pocos días para hacer, por una única vez, una limpieza de colon. Esto debe ser acompañado de ciertos cambios en tu conducta alimentaria y de ejercicio que sí te ayudarán a bajar de peso y a mejorar tu ritmo de evacuación intestinal.

¿Cómo hacer para bajar de peso utilizando Cassia angustifolia?

Para bajar de peso puedes seguir estos consejos:

1) ¡Bebe agua! El cuerpo de un adulto necesita al menos 1,5 litros de agua por día. Mantener hidratado tu cuerpo es fundamental para que todas tus células funcionen bien, reciban los nutrientes que necesitan ya que el metabolismo se hace más eficiente. Al ingerir otras bebidas (como té, café o sodas) el cuerpo no se hidrata de la misma manera, ya que poseen otras sustancias que hacen trabajar de más al cuerpo. La forma adecuada de hacerlo es beber 2 o 3 vasos de agua 1 hora alejada de la comida, ya que se absorberá mejor y no te generará distensión abdominal.

2) Mejora tu alimentación: Esto ayudará a mejorar tu ritmo intestinal, generar saciedad y por lo tanto favorecer la disminución de peso.

  • Suma a tu dieta frutas y verduras (crudas y cocidas). Aportarán gran cantidad de fibra, vitaminas y elementos que tu cuerpo necesita para un buen funcionamiento. Una buena forma de disminuir el apetito es ingerir la fruta 30 minutos antes de las comidas principales (desayuno, almuerzo y cena), ya que de esta manera suben los niveles de azúcar, estimulando el centro de saciedad, haciendo que no tengas deseos de comer tanto luego. Y cuando tengas hambre en cualquier horario: ¡Come frutas y verduras!
  • Incorpora legumbres (lentejas, frijoles, garbanzos): estos aportan fibra, vitaminas y generan saciedad.
  • En lo posible evita las harinas si quieres bajar de peso, pero si deseas consumirlas cámbialas por harinas integrales o de otros orígenes (maíz, yuca o mandioca), ya que ayudan a incorporar nutrientes a tu dieta.
  • Come frutos secos y semillas: las nueces ayudan a bajar el colesterol malo, las almendras, las castañas, las semillas de girasol y de zapallo son buenos sustitutos a la hora de preparar leche, cremas y quesos. Las semillas de lino además son ricas en ácidos grasos esenciales y secuestran colesterol.
  • Evita el azúcar, aporta calorías vacías a tu dieta. Si quieres endulzar usa miel o edulcorantes.
  • Disminuye las carnes rojas y los huevos, poseen gran cantidad de proteínas y grasas que dificultan el metabolismo. No consumas carne procesada (embutidos) porque además de gran cantidad de grasa tienen conservantes. En su lugar come pescado: su grasa ayuda a bajar el colesterol. En general la carne y huevos sólo deben formar un 15% de tu dieta.
  • No consumas alcohol. Éste ayuda a fijar las grasas, por otro lado genera toxicidad a nivel hepático. Es cierto que una pequeña cantidad de alcohol puede generar beneficios cardiovasculares, pero también aporta calorías que quieres disminuir para bajar de peso.
  • No uses aceite para cocinar. Intenta sólo agregar aceite de oliva crudo sobre la preparación terminada. El aceite de oliva es de los pocos aceites vegetales que traen beneficios.

3) Puedes beber té de hojas de senna una vez al día, por una semana, preferiblemente diluído. De esta manera puedes ayudar a tu cuerpo a depurar tus intestinos. Una dieta rica en harinas y proteínas genera sedimentos en las paredes del colon. La mejor manera de corregir esto es mejorando la calidad de tu dieta, pero para comenzar puedes beber sólo unos días te de Cassia angustifolia.

4) Comienza a hacer ejercicio. Comienza de manera suave: camina al menos 15 minutos por día, sin detenerte, a tu ritmo; con el correr del tiempo te sentirás mejor como para ir aumentando la intensidad. Puedes hacer yoga, natación o cualquier actividad física que te mantenga en movimiento por al menos media hora diaria. Si no consumes las calorías que ingieres nunca adelgazarás.

Infórmate acerca de: Cómo empezar a hacer ejercicio

4) ¡No fumes! El cigarrillo tiene muchos componentes nocivos para tu organismo, además de generar enfermedad pulmonar grave.

5) Duerme 8 horas diarias. El organismo utiliza esas horas para reponerse y ponerse en buen funcionamiento.

Tal vez te interese: Cómo bajar de peso y mejorar los síntomas de la menopausia

¿Qué efectos secundarios indeseables puede tener Cassia angustifolia?

Las reacciones adversas que se han reportado son:

  • Náuseas
  • Vómitos
  • Diarrea
  • Pérdida de la función adecuada del intestino
  • Disminución en la absorción de nutrientes necesarios
  • Dolor abdominal
  • Constipación al suspender su uso
  • Cambio de color en la materia fecal
  • Cambio de color de la orina
  • Diarrea en hijos lactantes de madre que consume hojas de senna
  • Disminución de los niveles en sangre de: calcio, potasio y sodio.
  • Alteraciones irreversibles de la estructura intestinal (con el uso crónico)
  • Dependencia (con el uso crónico)

Se debe tener en cuenta que las hojas de Senna tiene otro efecto secundario: al aumentar el tránsito intestinal, disminuye la absorción de otros medicamentos. Por lo cual, si se está tomando otro fármaco es conveniente consultar a su médico de cabecera previo al consumo del té. Especialmente se debe tener cuidado con medicación diurética (por la pérdida excesiva de potasio) y con la digoxina (porque potencia los efectos cardíacos).

¿En qué casos no se puede utilizar Cassia angustifolia?

Las hojas de Senna no deben utilizarse si se padece de:

  • Desequilibrio electrolítico (alteraciones en el sodio, potasio, calcio)
  • Dolor abdominal
  • Náuseas y vómitos
  • Enfermedades inflamatorias del intestino
  • Sangrado intestinal
  • Problemas hepáticos
  • Niños menores de 12 años

Lee también: Obesidad en niños

Si quieres bajar de peso lo mejor es consultar al especialista en nutrición para lograr obtener el mejor plan adecuado a tus necesidades, sin poner en riesgo tu salud.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud