Cómo usar corrector para el rostro para ocultar cicatrices

Escrito por Catie Carter
Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Si tienes cicatrices faciales que se niegan a desaparecer, el corrector es un elemento obligatorio en tu bolsa de maquillaje. Debido a su ubicación y a la dificultad de ocultarlas, las cicatrices faciales están entre las más frustrantes que una pueda tener. Ya sea que la causa haya sido un acné severo o un trauma en el rostro, pueden causar una baja autoestima e inseguridad, pero no son imposibles de ocultar. El corrector se ha usado para todo, desde cubrir arrugas hasta reducir el enrojecimiento, y ocultar las cicatrices faciales es uno de los motivos por el cual se se creó.

Cómo usar corrector para el rostro para ocultar cicatrices

Exfolia tu piel y limpia bien tu rostro antes de aplicar cualquier maquillaje. El corrector actúa mejor sobre la piel limpia. Humecta con tu loción o crema favorita y deja que tu piel la absorba antes de aplicar el corrector.

Escoge un corrector que sea un tono más claro que la base que usas. Los correctores vienen en diferentes colores. Elige uno que se adecue a tus necesidades. Uno verde cubre el enrojecimiento y la piel que se ha oscurecido debido al acné. El de color azul blanqueará el enrojecimiento y un corrector de color beige es el que mejor cubre las cicatrices causadas por el acné o los puntos negros.

Aplica el corrector usando una esponja de maquillaje o tus propios dedos. Colócalo directamente sobre tus cicatrices y manchas y evita colocarlo en todo tu rostro. La colocación del corrector es un tratamiento para determinadas áreas y no reemplaza a la base. Usarlo como tal hará que tu piel luzca manchada y como una máscara.

Distribuye bien el corrector en tu piel para evitar que luzcas con demasiado maquillaje y que el corrector se vea debajo de tu base. Difumina y esparce el corrector usando una esponja de maquillaje y, de ser necesario, vuelve a aplicar para cubrir completamente las cicatrices y las manchas.

Aplica una base de gran cobertura sobre el corrector y homogeneiza bien. Sobre la base, aplica un polvo translúcido para fijar y terminar el maquillaje. Colócalo suavemente con una brocha Kabuki o una brocha grande para polvo.

Consejo

Prueba tanto los correctores líquidos como los sólidos para determinar cuál funciona mejor para tus cicatrices.

Considera la opción de un corrector médico, que se haya creado específicamente para cubrir cicatrices y quemaduras.

Si tienes una piel sensible, considera usar un corrector natural y libre de fragancia.

Advertencias

El corrector puede tapar los poros y causar acné. Lava profundamente tu rostro para evitar estas consecuencias.