Cómo tratar las heridas infectadas

Escrito por Corey M. Mackenzie
Las heridas infectadas deberían tratarse por facultativo o médico experto.
bdspn/iStock/Getty Images

A menos que una herida sea reciente, deberías asumir que sin tratarlas están probablemente infectadas o pueden infectarse Los signos de infección incluyen hinchazón, dolor, fiebre y presencia de pus. La ausencia de estos signos no significa que no esté infectada. Las heridas infectadas deberían tratarse por facultativo o médico experto. Si no es posible inmediatamente, hay medidas a tomar para cuidarlas hasta contactar con personal médico. Una buena higiene es importante al tratar cualquier lesión y es necesario cuidar las infectadas. Asegúrate de que tus manos estén limpias previo atenderlas y solo utiliza vendas estérilizadas de ser posible.

Cómo tratar las heridas infectadas

Lávate tus manos cuidadosamente antes de tratar la herida infectada. Asegúrate de limpiar debajo de tus uñas y utiliza jabón antiséptico si está disponible. Después de desinfectar tus manos, ponte unos guantes limpios para examinar si éstos están disponibles.

Desinfecta el área de la piel alrededor de la herida con alcohol o con una solución antibacteriana. Limpiar las áreas de la piel cerca del sitio de la herida evitará la contaminación accidental de ésta por cualquier bacteria dañina presente en la piel.

Lava cuidadosamente cualquier cuerpo extraño y el pus de la herida. No la frotes. Restregarla puede abrir los vasos sanguíneos, permitiendo que las bacterias entren al torrente sanguíneo. Es mejor verter simplemente verter el agua sobre la herida para lavar los residuos. Si hay tejido muerto presente y visible dentro de ella, trata de eliminar tanto como sea posible.

Coloca un ungüento antibiótico o una solución antiséptica sobre una gasa esterilizada y aplícala a la herida. Asegura la gasa sobre ésta y mantén el vendaje limpio. Las vendas pueden necesitar ser cambiadas con frecuencia y en esos momentos la herida debería verificarse.

Busca atención médica profesional para la herida tan pronto como te sea posible. Las infecciones pueden volverse serias muy rápidamente. Incluso una pequeña herida debe ser tratada con seriedad si muestra signos de infección.

Consejo

Una vacuna contra el tétano puede ser necesaria para aquellos que no han sido vacunados contra éste en los últimos años.

Asegúrate de que la venda no esté demasiado apretada y compruébalo con frecuencia.

Mantén las vendas secas.

Advertencias

Busca atención médica inmediatamente para las heridas infectadas, para las heridas grandes y para cualquiera que no cicatrizará Si hay un aumento en la hinchazón de la herida o ves que el enrojecimiento (incluidas las líneas de color rojo) se extiende fuera de la herida y tienes fiebre, puede ser una emergencia médica. Busca atención médica inmediata. No utilices agua oxigenada en heridas graves y nunca la uses en las heridas profundas. El agua oxigenada puede destruir los tejidos y retrasar la cicatrización. No tapes una herida infectada; la infección dentro de una herida cubierta puede conducir a infecciones potencialmente mortales.