Cómo tener un cuerpo para lucir en la playa en dos semanas

Escrito por Gavin Van De Walle
Consigue un cuerpo para la playa.

El verano siempre saca lo mejor de nosotros en cuanto al cuidado físico, y la playa también. Un inminente viaje a la playa puede ser la motivación que necesitas para ponerte en forma. ¿Quieres tener un buen cuerpo para lucirlo? Este artículo te ayudará a tenerlo en dos semanas.

Ajustar el consumo de alimentos

Una de las mejores maneras de tener un cuerpo para lucir en la playa es reconocer que no todas las personas tienen la misma meta. Mi peso ideal es de 195 libras (88 kg) pero la persona de al lado tal vez no se sienta bien hasta pesar 180 libras (82 kg). En cualquier caso, siéntete cómodo con una meta que sea accesible y apégate a ella. ¿Cuál es tu peso ideal para tener un cuerpo para lucir en la playa?

Una vez que fijes tu meta es importante establecer un plan. La primera parte del plan es eliminar todos los bocadillos hasta el viaje a la playa, ni siquiera una galleta o un helado de chocolate. Comprométete a esto y ya estarás en camino aún antes de hacer la primera lagartija. Elimina toda la comida chatarra. Dedícate a ti mismo, hazlo por completo esas dos semanas.

Apégate a la lista de alimentos de la dieta de South Beach. Esta dieta es saludable y aún así te permite comer muchísima comida buena. No estarás hambriento con esta dieta (Ver Referencias).

Ajusta tu salida

Ahora necesitarás un plan de ejercicios que te hará perder peso de manera saludable. Comprométete a hacer ejercicio diario. No te saltes ni un día, sin importar que tan adolorido estés. Saltarte un día te atrasará varios más.

Siempre calienta antes de empezar cualquier ejercicio. Estira cada músculo y asegúrate de no olvidar estirar tu espalda.

El primer día será el más fácil porque no estarás adolorido. Este entrenamiento no es complicado. El primer día harás lagartijas y abdominales hasta el cansancio dos veces en el día. Finalmente camina rápidamente una milla (1,6 km). Haz estas tres cosas los lunes, miércoles y viernes.

Los martes, jueves y sábados trota o camina rápidamente una milla (1,6 km). Adicionalmente debes dar saltos de tijera y saltos en cuclillas hasta quedar exhausto. Esto trabajará tus piernas y caderas.

Los domingos son los días de descanso. Sólo tienes que hacer tu caminata de una milla (1,6 km). Si sientes ganas de caminar más, adelante.

Si sigues este programa, perderás el peso que necesitas para tener el cuerpo para lucir en la playa que siempre soñaste. Con el tiempo empezarás a sentir que es fácil seguir el ritmo y tal vez lo harás permanentemente.

Consejo

Primero consulta a tu doctor antes de hacer éste o cualquier programa de ejercicios. No olvides que tienes que hacerlo exhaustivamente. Asegúrate de que no puedas hacer ni un ejercicio más. Toma agua y mantente hidratado cuando hagas ejercicio.

Advertencias

Asegúrate de estirarte antes y después de los entrenamientos para evitar alguna lesión. Monitorea tu frecuencia cardíaca.