Como reventar un herpes labial

Escrito por Michelle Zehr
Cómo reventar un herpes.
BananaStock/BananaStock/Getty Images

Los herpes labiales son lesiones que se llenan de liquido que comúnmente ocurren alrededor de la boca, también conocidas como ampollas de fiebre, causadas por el virus herpes simplex tipo 1. Si has tenido herpes labial antes, notaras una sensación de hormigueo en tus labios antes de la formación de éstos. Dentro de unos pocos días, una ampolla roja aparecerá. El herpes labial puede ser doloroso y antiestético. Reventar un herpes labial puede drenar el fluido. Al drenar el fluido, el herpes podrá secarse y sanar más rápido.

Lava tus manos. Antes de reventar un herpes labial, lava tus manos con jabón o con agua tibia por al menos 20 segundos. Lavar tus manos prevendrá una infección.

Coloca tus pulgares en ambos lados del herpes. Aprieta la base de éste hasta que veas líquido. Continúa apretando hasta que todo éste haya salido de tu herpes.

Seca el líquido usando un pañuelo de papel o una bola de algodón.

Humedece una bola de algodón con alcohol y seca el área afectada para ayudar a disminuir el riesgo de infección.

Aplica almidón de maíz a la zona afectada. Déjalo durante unos minutos. Esto ayudará a secar el herpes labial.

Aplica hielo. Aplicar hielo al herpes labial reducirá el enrojecimiento. Sostén un cubo de hielo envuelto en un tisú sobre el área afectada durante unos minutos.

Lava tus manos con agua tibia y jabón después de tocar tu herpes labial.

Consejo

Después de reventar tu herpes labial, no toques el área nuevamente hasta que se haya ido.

Advertencias

Los herpes labiales son contagiosos. Si tienes uno de estos, evita tocarlo y compartir bebidas con otros.