Cómo reducir la hinchazón (edema) rápidamente después del embarazo

Escrito por Contributor
El ejercicio puede ayudar a reducir la inflamación después del parto.
Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Durante el embarazo, el cuerpo retiene más agua y pueden experimentar hinchazón en los tobillos, los pies, las piernas y otras partes. Esta hinchazón, conocida como edema, naturalmente debería sanarse después del parto tan pronto tu cuerpo pierda el exceso de fluidos. Toma medidas para ayudar a minimizar los efectos de la inflamación de modo que tu cuerpo regrese a su condición anterior al embarazo.

Bebe mucha agua. Por extraño que parezca, esto ayudará a que tu cuerpo retenga menos líquido. Mantente hidratada, sobre todo durante la lactancia, es esencial para el cuidado de un recién nacido.

Come alimentos nutritivos. Sigue una dieta balanceada que excluya los alimentos con alto contenido en sal, que fomenten la hinchazón, e incluye frutas y verduras.

Realiza ejercicios suaves que puedan ayudar a reducir el edema. Sal de paseo, asiste a clases de yoga o haz ejercicios sencillos de estiramiento en casa. Si tienes más energía, practica natación o participa en una clase de aeróbicos en el agua, que incluya ejercicios que sean suaves en las articulaciones inflamadas.

Al sentarse en casa o en el trabajo, apoya los pies sobre una pila de libros o un taburete. Si estás sentada o de pie durante largos períodos de tiempo, tomate un descanso para pasear, descansar o simplemente estirar las piernas.