Cómo perder grasa corporal con apios, zanahorias, pepinos y cebollas

Escrito por Susan Street
Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images

Perder grasa en el cuerpo por el consumo de ciertos vegetales es perfectamente posible, siempre y cuando las verduras reemplacen los alimentos poco saludables en tu dieta. Debes tratar de cambiar las comidas con alto contenido de grasa y sodio, tales como pastas o papas fritas. El apio, las zanahorias, los pepinos y las cebollas son las verduras que ofrecen una deliciosa variedad en tu dieta además de beneficios nutricionales. Se pueden comer cocidas, crudas, en una comida o por sí solas. Cuando las combinas con otros alimentos saludables y las comes todos los días, tu cuerpo puede comenzar a quemar la grasa almacenada.

Come sano

Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images

Escribe lo que comes en un día normal. Piensa en lo que picas y en los platos de acompañamiento que consumes. Es común disfrutar de aperitivos dulces por la tarde o de papas fritas en el almuerzo, pero estos son los tipos de alimentos que debes reemplazar con bocadillos vegetales saludables. Trata de reemplazar por lo menos dos alimentos que consumas a diario con opciones más saludables. De acuerdo con la U.S. Department of Agriculture's National Nutrient Database, un pepino de tamaño mediano contiene sólo 24 calorías, mientras que una porción normal de papas fritas puede contener un máximo de 607.

Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images

Come apio, zanahorias y pepinos crudos como crujientes meriendas saludables por lo menos dos veces al día. Envuelve dos bolsas pequeñas con bocadillos cortados en pedazos. Llénalas como quieras; estas verduras son bajas en calorías y llenas de nutrientes saludables. Envuelve una pequeña porción de aderezo de queso azul o ranch bajo en calorías y sumerge ligeramente las verduras para añadir un poco de sabor. Si se te antoja algo dulce, aplica un poco de mantequilla de maní natural en tus tallos de apio.

Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Establece una forma de incorporar el apio, las zanahorias y el pepino en tus comidas cocinadas. Mediante la adición de verduras y reduciendo la cantidad de carne y almidón, vas a comer menos calorías, menos grasas y más nutrientes esenciales. Las cebollas añaden mucho sabor a las comidas y se pueden comer en grandes cantidades sin la preocupación de las calorías excesivas. Añadir el apio, las zanahorias y el pepino a una comida puede hacer que sea mucho más abundante y saludable al mismo tiempo. Prueba con un rico sofrito hecho con carne magra de pollo y muchas zanahorias y apio sobre una cama de arroz integral. Cubre con un poco de salsa teriyaki.

Noel Hendrickson/Digital Vision/Getty Images

Sigue el plan. Perder grasa corporal comiendo más apio, zanahorias, pepinos y cebollas no va a suceder de la noche a la mañana. Abastécete de estos vegetales cada vez que vayas a la tienda y haz un compromiso diario para reemplazar los alimentos poco saludables con estas verduras baratas y saludables.

Consejo

Sustituir los alimentos no saludables en tu dieta con verduras te ayudará a perder grasa corporal, sin embargo, la adición de ejercicio a tu rutina diaria también contribuye en gran medida al proceso. Al incorporar sólo 30 minutos de ejercicio cuatro o cinco veces a la semana, la grasa corporal se irá con el tiempo. Se paciente, cambiar tus hábitos alimenticios y nivel de actividad es difícil, pero este tipo de cambio de vida se traducirá en la pérdida de peso a largo plazo y en tu salud general mejorada.

Advertencias

Las proteínas y los hidratos de carbono siguen siendo componentes importantes de la dieta y el apio, la zanahoria, el pepino y la cebolla no deben ser tus únicas fuentes de alimento. Trata de comer estas verduras con carnes magras como la pechuga de pollo o pavo. Tu ingesta de carbohidratos debe consistir en granos enteros y frutas. Recuerda siempre que la calidad de los alimentos que comes es mayor que la cantidad, pero nunca te mueras de hambre para bajar de peso.

Consulta a tu médico antes de comenzar cualquier nuevo régimen de pérdida de peso.