Cómo minimizar hematomas después de procedimientos faciales

Escrito por Deborah Lundin
La aplicación de compresas frías puede ayudar a disminuir los moretones.
Comstock/Comstock/Getty Images

Has decidido someterte a un procedimiento cosmético facial y si se trata de un levantamiento de los ojos o una cirugía de nariz, uno de los efectos secundarios comunes a cualquier cirugía facial es un hematoma. Si bien esto es inevitable, hay muchas cosas que hacer antes y después del procedimiento quirúrgico que ayuden a minimizar el hematoma y el tiempo que dura. Con la adición de algunos suplementos de hierbas y vitaminas, así como un cuidado posterior adecuado, el hematoma puede ser reducido y su proceso de curación más fácil.

No tomes aspirina, ibuprofeno o suplementos de vitamina E durante al menos dos semanas antes de tu procedimiento facial. Estos medicamentos actúan como un diluyente de la sangre y puede aumentar el riesgo de hematomas.

Toma 1.000 miligramos de vitamina C a partir de tres días antes de la cirugía y durante siete días después de tu procedimiento facial. La vitamina C ayuda en la inmunidad y la curación.

Toma tres o cuatro pastillas de suplementos Arnica Montana debajo de la lengua, comienza tres días antes de tu cirugía facial, recomienda SurgicalArt.net. Sigue esto cuatro veces al día y continua tomándolos durante cinco días después del procedimiento. Se trata de una hierba homeopática diseñada para disminuir los moretones.

Toma 1.000 mg de suplementos de bromelina en los cinco días siguientes a la cirugía, dice el Dr. Scott M. Goldstein de TriCountyEye.com. Este es un medicamento homeopático diseñado para minimizar hematomas faciales.

Aplica una compresa fría en el área contusión facial cada 20 minutos durante 2 a 3 días después de tu procedimiento.

Duerme con la cabeza elevada en un ángulo de 45 grados. Esto ayuda a reducir la hinchazón y moretones en el área facial, de acuerdo a la Rehabilitación Aspen.