Cómo mejorar la patada al nadar

Escrito por Katherine Bontrager
La práctica te ayudará a dominar la patada y fortalecer los músculos de las piernas.
Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Los nadadores utilizan una serie de patadas para acompañar varios golpes de natación. Las patadas, que difieren en estilo, incluyen: patada de tijera, patada de delfín, patada de rana y patada agitada. La patada más fácil de dominar es la patada agitada, que es la típica patada de crol o estilo libre. La patada agitada sirve para dos propósitos importantes: Ayuda a levantar la carga para que el cuerpo del nadador esté en una buena posición por encima del agua, y ayuda a impulsar al nadador en el agua en vez de llevarlo hacia abajo.

Sostén la tabla de flotación o el lado de la piscina. Aferrarte a uno de estos elementos te permitirá centrarte únicamente en tu patada y no en el trabajo de tus brazos.

Permite que tu cuerpo flote hacia arriba, directamente detrás de ti con el estómago hacia el fondo de la piscina.

Estira las piernas y los dedos de los pies.

Con tus patadas debes crear una pequeña salpicadura, espumosa.
Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Levanta una pierna encima de la otra pierna hasta que el talón rompa a través de la superficie del agua. Mantén tus pies en punta y las piernas rectas pero no rígidas.

Sumerge la pierna elevada en el agua, y levanta la otra pierna.

Alterna las piernas hacia arriba y hacia abajo lentamente, comenzando en las caderas y no en tus rodillas, hasta que sientas que dominas la técnica. Tus piernas deben permanecer relativamente rectas y los pies en punta a cada patada.

Agrega velocidad al movimiento de tus piernas cuando te sientas cómodo con la patada. Cuanto más rápido pateas, más fácil es permanecer encima del agua e impulsarte hacia adelante.

Consejo

Si luchas para mantener las piernas rectas o flotar cómodamente en el agua, haz que un amigo te sostenga los pies y maniobra con las piernas en la posición adecuada.

Advertencias

Si no eres un nadador fuerte, practica tus habilidades de natación bajo la atenta mirada de un socorrista capacitado.