Cómo hacer un blanqueador de dientes casero

Escrito por Contributor
teeth image by DXfoto.com from Fotolia.com

Cómo hacer un blanqueador de dientes casero. El café negro, el té, fumar, las sodas y el vino pueden manchar a tus dientes. Afortunadamente puedes blanquear tu maravillosa sonrisa en la comodidad de tu casa. Aquí tienes algunas recetas para comenzar.

Receta 1

Compra bicarbonato de soda y agua oxigenada para esta receta.

Toma una cucharadita de bicarbonato de soda y dos gotas de agua oxigenada. Usa solo una pequeña cantidad de agua oxigenada.

Mézclalos y usa la pasta resultante como una pasta de dientes.

Receta 2

Esta receta, como la anterior, lleva bicarbonato de soda. Pero puedes reemplazar el agua oxigenada con sal de mesa.

Mide 3 cucharaditas de bicarbonato de soda y 1 de sal de mesa.

Revuelve ambos ingredientes y usa la mezcla sobre un cepillo de dientes como si fuera una crema dental. La sal es abrasiva, mientras que el bicarbonato de soda es el limpiador y balnqueador.

Receta 3

Junta algunas hojas de laurel y algunas cáscaras de naranja. Las hojas las debes pulverizar y secar. También deja que la cáscara de naranja se seque, la vitamina C no es muy buena para tus dientes.

Junta las hojas con la cáscara.

Frótala sobre tus dientes y asegúrate de que todos ellos sean tratados. La combinación de las hojas con la cáscara es una gran receta para blanquear tus dientes.

Consejo

¡Para blanquear los dientes, algunas viejas recetas recomiendan frotarlos con fresas u hojas de salvia!

Advertencias

No uses ni limón ni lima solos en ninguna receta blanqueadora. La vitamina C del jugo es un catalizador que te hará perder el calcio que tus dientes necesitan. Cualquier clase de blanqueador, ya sea casero o comprado, se debe usar espaciadamente. Blanquearlos desgasta su capa de esmalte protectora.