Cómo hacer té de hierba de chivo cornudo

Escrito por Christa Titus
Té de hierba de chivo cornudo.
Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images

La hierba de chivo cornudo (cuyo nombre real es epimedium grandiflorum) obtuvo su nombre ya que un pastor notó el efecto que esta tenía en su rebaño después de comerla. Se dice que la hierba aumenta la libido tantos en hombres como en mujeres, cura la impotencia, mejora el rendimiento y reduce el estrés. Si bebes al menos una taza de té por día, te ayudará a obtener los mejores resultados.

Muele las hojas de hierba de chivo cornudo. Puedes hacerlo con un molinillo de pimienta o de especias. También puedes cortarlas en un instante con un trozador de verduras.

Pesa 1,3 onzas de hojas (36 gramos), usando la balanza de cocina.

Toma la porción con una cucharadita de té y ponla en el difusor de té.

Coloca el difusor de té en una taza y añade agua hirviendo.

Espera a que el té repose durante cinco minutos, luego quita el difusor y desecha el té que has usado.

Permite que el té se enfríe antes de beberlo. Puedes agregarle un poco de miel o un endulzante para agregarle sabor, si así lo deseas.

Advertencias

Si bien es un té de hierbas natural, puede causar efectos secundarios. Si experimentas dolores de cabeza, un enrojecimiento en el rostro u otros malestares después de beber el té de hierba de chivo cornudo, trata de suavizarlo, dejándolo en reposo durante un tiempo más corto de tiempo o deja de beberlo.