Cómo hacer remedios caseros para tratar la piel seca en los perros

Escrito por Renee Vians

Los remedios caseros para tratar la piel seca en los perros se emplean mejor en el invierno. Cuando mayor sea la exposición al calor, los perros presentan los mismos síntomas asociados con la piel seca que los seres humanos, como la piel caspa y la picazón. Es por eso que es importante limitar la frecuencia de los baños. El baño tiene un efecto de secado, ya que elimina los aceites naturales. Sin embargo, los remedios caseros no son recomendables para los síntomas que se manifiestan en verano, ya que puede ser señal de alergias, parásitos o infecciones por hongos.

Baña a tu mascota con champú para perros. Los animales tienen un nivel de pH diferente a los seres humanos, así que elige un producto de limpieza formulado para tu mascota.

Sigue con el acondicionador. Enjuaga con un acondicionador hidratante para suavizar el cabello y la piel.

Acarícialo para ayudar a la propagación del aceite natural. Al mimar a tu perro, quitas pequeñas cantidades de aceite natural. En efecto, esto estimula la producción de más aceite a lo largo del folículo y del eje, lo que ayudará a lubricar la piel.

Limpia el pelaje de tu perro entre los baños. Evita que la piel se seque por un exceso de agua. Frota a tu perro con un paño húmedo para eliminar la suciedad.

Dale a tu mascota una dieta que promueva una piel sana. Selecciona un alimento para perros que mejore la condición del pelaje y la piel, específicamente con un suplemento con ácidos grasos esenciales como Omega-6.

Conecta un humidificador para darle humedad al aire. Colócalo en la habitación en donde tu perro pasa la mayor parte del tiempo.

Consejo

Mezcla harina de avena coloidal en el agua del baño como un remedio casero para la piel seca en los perros.

Advertencias

No confíes en los remedios caseros para los perros con zonas calientes o piel herida que se ha infectado y es lenta de curar. La infección puede diseminarse a otras partes del animal, y posiblemente, a otros perros domésticos. Evita los remedios caseros si ves una pérdida de cabello, lesiones o un exceso de lamido en la piel, los cuales pueden ser signos de una condición subyacente. Las pulgas, la tiña, las infecciones por hongos, las reacciones a alimentos, medicinas y polen de pasto se pueden confundir con la piel seca.