¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Cómo evitar la picazón en la zona púbica después del afeitado

Escrito por Luis Malavé | Fecha actualizada June 12, 2018

La zona pública es una de las más delicadas del cuerpo humano, ya que su piel es muy sensible en comparación con el resto y además tiene menor resistencia a lesiones y abrasiones.

Esto habrás podido comprobarlo si te has afeitado alguna vez los vellos púbicos y visto cuán fácil es que se irrite la piel.

Por supuesto, es evidente que afeitar la zona púbica es muy diferente de afeitar tus piernas y axilas.

Lee también: Depilación del bikini versus depilación brasileña

El vello de la zona púbica es más grueso y la piel es mucho más sensible que la piel de tus piernas.

Esto provoca que un afeitado incorrecto, o brusco, pueda provocar cortes con las cuchillas u hojillas de afeitar, quemaduras por raspones con este implemento y pelos encarnados.

Para evitar los pelos encarnados, cortes y quemaduras de de cuchilla, todos los cuales son responsables de la irritación y la picazón, es necesario tomar ciertas precauciones que incluyen dónde debes afeitarte, qué productos usar y cómo tratar tu piel durante y después de afeitarte.

Paso a paso

Recorta el vello que deseas afeitarte con tijeras o cortauñas. Esto evitará que la máquina de afeitar se obstruya con vellos demasiado largos, jalándolos y provocando irritación en la raíz de los mismos.

Toma una ducha tibia antes de afeitarte. El agua caliente ablandará tu piel y el vello. También abrirá los folículos pilosos y poros. Espera hasta el final de la ducha para afeitarte.

Masajea las áreas que vas a afeitar con un cepillo corporal de cerdas suaves. Si tienes algún vello encarnado este masaje con un cepillo corporal ayudará a aflojarlo y hacer más fácil que la cuchilla lo pueda cortar.

Aplica una crema de afeitar espesa. Utiliza una crema o loción libre de perfume, ya que puede causar irritación. Deja la loción durante varios minutos antes de afeitarte. Permitir al gel de afeitar asentarse durante unos minutos más suavizará el vello.

Usa una navaja de afeitar para hombres o para mujeres especialmente diseñada para el área púbica.

Debes recordar sin embargo que las máquinas de afeitar para hombres están diseñadas para afeitar vellos gruesos y los de buenas marcas cuentan con bandas de una especie de gel jabonoso que ayuda a lubricar la piel mientras pasa la cuchilla sobre ella.

De todas maneras debes tener mucho cuidado, ya que algunas máquinas de afeitar para hombres tienen de tres a cinco hojas y la piel que afeitarás es mucho más sensible que la cara de un hombre.

Estira tu piel para aplanarla a medida que te afeitas. Esto reducirá los cortes y te ayudará a conseguir un afeitado más al ras.

Sécate la piel después de salir de la ducha. No frotes la piel del pubis con una toalla.

Aplica gel de aloe vera en la zona. El aloe vera calma la piel sensible y ayuda a aliviar el dolor.

Si tu piel se mantiene inflamada, puedes aplicar una crema a base del esteroide hidrocortisona al 1 por ciento, de venta libre, en el área por dos o tres veces al día.

La hidrocortisona ayuda a aliviar la picazón y la irritación al controlar el flujo de sangre al área mediante la constricción de los vasos sanguíneos.

También proporciona un alivio temporal para el enrojecimiento, la inflamación y la hinchazón causada por detergentes y jabones.

Sin embargo, no debes usar cremas a base de hidrocortisona por largo tiempo para evitar reacciones secundarias.

Consejos

Si tienes quemaduras de afeitado graves o frecuentes vellos encarnados, considera comprar un kit de afeitado del bikini que incluya una navaja de afeitar especialmente diseñada, gel de afeitar especial, aceite para la navaja y un calmante de quemaduras.

Otro consejo útil para quienes tienen piel sensible en el área pública es que cada vez que se afeiten usen una cuchilla totalmente nueva, pues una máquina de afeitar usada, incluso una que se haya utilizado solamente una vez, puede tener pequeñas mellas en el filo de sus hojas, que cortarán o rasguñarán la piel.

No uses jabón ordinario para afeitarte la zona púbica. El jabón puede resecar la piel y empeorar la irritación.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.