Cómo detener el dolor de pies causado por la diabetes

Escrito por Kenneth Coppens
Con los cuidados necesarios puedes prevenir y tratar este problema.
Kraig Scarbinsky/Digital Vision/Getty Images

Un 25% de las personas con diabetes desarrollan problemas en los pies que les generan dolor. La causa principal es la baja circulación y la neuropatía y puede llegar a ser tan problemático que puede resultar insoportable caminar. Con los cuidados necesarios puedes prevenir y tratar este problema.

Hunde tu pie en agua tibia durante 20 o 30 minutos. No uses agua caliente porque podría secarte el pie.

Mantén tus pies elevados tanto como puedas para incrementar el flujo de sangre. Por ejemplo, colócalos en un apoyapiés mientras miras televisión. Muévelos a lo largo del día para incrementar la circulación.

Masajea tus pies por al menos 10 minutos al día. Usa un masajeador especial para pies. Estos suelen conseguirse en las farmacias.

Toma Ibuprofeno o Aspirina para calmar el dolor. No te excedas, sólo toma la dosis recomendada.

Usa zapatillas acolchonadas que no te ajusten. Este tipo de zapatos hechos para personas con diabetes están disponibles en muchas zapaterías. Tienen un relleno adicional y son más anchos que la mayoría de las zapatillas.

No cruces tus piernas por períodos prolongados de tiempo. Esto drásticamente disminuye el flujo de sangre a tus pies.

No fumes y evita, también, ser un fumador pasivo. El humo del cigarrillo inhibe el flujo sanguíneo.

No uses ropa ajustada: ni pantalones, ropa interior, zapatos o medias. Cualquier elemento que restrinja la buena circulación de la sangre podría devenir en dolor en tus pies.

Ejercítate regularmente. Los ejercicios cardiovasculares y el entrenamiento con pesas incrementan el flujo sanguíneo de todo tu cuerpo. Nadar y andar en bicicleta son buenos ejercicios porque requieren de un esfuerzo mínimo de tus pies.