Cómo detectar problemas de salud en las uñas

Escrito por eHow Contributor
Tus uñas pueden revelar mucho acerca de ti.
3008-3 image by BLUEPICTURE from Fotolia.com

Cómo detectar problemas de salud en las uñas. Tus uñas pueden revelar mucho acerca de ti. Las anormalidades de las uñas pueden usarse para detectar muchos problemas de salud que no son aparentes. Por eso, aprender a detectar estas diferencias y sus significados no sólo es algo muy bueno para saber, sino que además es importante para la salud de tus amigos y tu familia.

Busca manchas o cambios de color en tus uñas o en la parte blanca de las mismas. Una uña blanca con puntos oscuros en la punta puede indicar la existencia de una enfermedad del riñón, mientras que los puntos oscuros en las uñas mismas pueden ser un signo de melanoma, que es un tipo de cáncer de piel. Las uñas verdes pueden señalar una infección de hongos; las azules, pueden ser un síntoma de asma o enfisema; las uñas pálidas o azuladas pueden indicar que la persona sufre de anemia; las uñas amarillas pueden indicar que existe una enfermedad del hígado, diabetes o un mal funcionamiento de los sistemas respiratorios o linfáticos; las uñas blancas pueden tener cualquier significado, desde enfermedades de los riñones y el hígado hasta anemia y cirrosis.

Palpa la superficie de tus uñas, ya que los bultos pueden significar que tienes artritis reumatoide. Si se curvan hacia abajo puede significar que tienes problemas cardíacos, hepáticos o pulmonares, o incluso envenenamiento por arsénico. Una uña plana podría indicar que tienes la enfermedad de Raynaud y las uñas con picaduras pueden señalar que padeces psoriasis.

Revisa tus uñas para ver si son quebradizas, ya que esto puede indicar que existen problemas en la tiroides, en los riñones o en el sistema circulatorio. La forma de las uñas también puede indicar problemas potenciales de salud. Por ejemplo, si son demasiado anchas o cuadradas puede indicar que hay desequilibrios hormonales, y si tienen forma de cuchara puede ser algo hereditario o un síntoma de que tienes anemia.

Advertencias

No uses esta información para diagnosticarte a ti mismo. Si piensas que has encontrado un problema potencial de salud, acude a un médico.