¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Cómo cuidar el lecho ungueal después de perder una uña

Escrito por Luis Malavé | Fecha actualizada May 10, 2018

La pérdida de una uña es una experiencia desagradable y frustrante que puede hacer que llevar a cabo las tareas más simples sea doloroso y difícil.

Además de causar incomodidad física y sensibilidad a lo largo de los dedos y la mano, la vista de la uña expuesta también puede ser inquietante.

Las uñas están formadas principalmente por células muertas endurecidas que contienen queratina, proteína fibrosa que el cuerpo produce de manera natural.

Lee también: Cómo tratar una uña golpeada

La uña está colocada sobre el denominado lecho ungueal, que es un tejido conectivo adherente que la mantiene unida al dedo.

Un número de situaciones pueden hacer que se caiga una uña, incluyendo un trauma o golpe, infecciones por hongos y psoriasis, así como simples eventos que pueden ocurrir en tu hogar u oficina, como enganchar la uña accidentalmente en algún reborde y rasgarla.

Si perdiste una uña, es necesario cuidar el lecho ungueal expuesto para prevenir infecciones y asegurar una regeneración saludable.

¿Como debemos cuidar el lecho ungueal?

Aplica de inmediato un medicamento o solución que combata las bacterias para limpiar y cuidar el lecho ungueal expuesto.

Si ves a un médico por este problema, él puede prescribir un ungüento antibiótico para prevenir la infección.

El peróxido de hidrógeno o las cremas de antibióticos sin receta también pueden ayudar a mantener el área limpia y libre de infecciones.

Envuelve el lecho ungueal con un vendaje de presión para detener el sangrado que probablemente ocurra. Vendar el área también te ayudará a mantenerlo limpio y libre de infecciones.

Toma analgésicos de venta libre, como aspirina o acetaminofén, para minimizar las molestias en el dedo y la mano.

Cuidar el lecho ungueal herido implica además que cambies regularmente el vendaje y limpies el área de la uña hasta que sane. Enjuagarlo con agua y aplicar crema para la prevención de infecciones te ayudará a sanar rápida y correctamente.

Si debes salir a trabajar, estudiar o hacer actividades regularmente, mantén el lecho ungueal protegido con guantes y un vendaje hasta que la uña vuelva a crecer completamente.

Ten en cuenta que el área puede seguir estando sensible durante bastante tiempo.

Consejos

Si perdiste tu uña en un accidente, debes acudir a un médico o centro de salud para que se te aplique una inyección antitetánica, esto en caso de que hayan transcurrido más de cinco años desde la última vez que te la dieron.

Si la uña se daña durante una actividad deportiva o un trauma, pero se pone negra y se mantiene intacta en lugar de caer, tu médico puede tratar de quitarla para permitir que una nueva uña crezca adecuadamente en reemplazo de la anterior.

Este procedimiento se realiza aplicando un torniquete al dedo. A continuación se usa una herramienta para separar completamente la uña de su lecho. Puedes recibir anestesia local antes del procedimiento.

Tu médico te dará medicamentos y vendajes para el lecho ungueal lesionado.

La prevención es clave para evitar pérdida de uñas

La prevención nunca está de más para evitar situaciones desagradables que afecten a tus uñas.

Evita exponerte a una pérdida de uña llevándolas cortas, lo que reduce la posibilidad de que se desgarren o enganchen accidentalmente en algún objeto.

Si llegas a tener una uña encarnada, atiéndela de inmediato para evitar infecciones y daños que puedan provocar la caída de la uña.

El uso de guantes protectores cuando participes en actividades potencialmente peligrosas, como martillar o practicar deportes es un consejo que no debes dejar a un lado.

Advertencias

Si el lecho de la uña parece estar infectado, consulta a tu médico de inmediato, ya que puede significar una condición seria. Los indicios de infección incluyen enrojecimiento, hinchazón y descarga.

Artículo relacionado: Infección por uñas encarnadas

La infección puede complicar las actividades normales y se puede diseminan a los tejidos cercanos y los huesos, causando complicaciones extremas.

Consulta a un médico si la uña se cae sin razón aparente, ya que esto puede ser señal de problemas serios de salud.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.