Cómo colocar un cabestrillo elevado

Escrito por David Harris
El cabestrillo elevado ayuda a la cura.
Jupiterimages/Pixland/Getty Images

Un cabestrillo es un tratamiento común para un brazo lesionado. Un cabestrillo elevado se diferencia de un cabestrillo tradicional porque sostiene el brazo por encima del nivel del corazón para reducir el dolor y la hinchazón. También es útil para una fractura de clavícula o luxación de hombro. Mientras que el cabestrillo mantiene el brazo en posición, permite que la sangre fluya mejor y repara la lesión. Puedes comprar un cabestrillo elevado en tu farmacia local o hacer el tuyo propio con una bufanda o cualquier otra pieza de tela fuerte.

Dobla la tela o pañuelo en forma de triángulo. Colócala a través de la persona herida de forma tal que el lado largo cruce el hombros y la parte más grande del triángulo cuelgue sobre el pecho.

Coloca el brazo lesionado suavemente dentro de la tela para que se doble en el codo. Cierra el lado del codo con un pasador de seguridad de modo que el codo quede contra el lado cerrado del cabestrillo mientras que los dedos se asoman por la parte abierta.

Levanta el brazo de modo que se eleve a aproximadamente el nivel del corazón o por encima.

Ata los dos extremos del cabestrillo alrededor del cuello para mantenerlo en su lugar. Ata el nudo a un lado del cuello en vez de en la parte posterior del cuello para evitar lesiones