Cómo calmar un padrastro

Escrito por Ryan McAlister

Los padrastros son pedazos de piel muerta que se desprenden cerca de una uña. Pueden causar molestias y dolor si no son tratados adecuadamente. Éstos son causados por la deshidratación y pueden ser evitados tanto bebiendo más agua, como al aplicar una loción o crema hidratante a tus manos de forma frecuente. Tratar un padrastro adecuadamente puede ayudarte a evitar una mayor lesión o infección. No tires ni muerdas el padrastro.

Lava tus manos minuciosamente con agua tibia y un jabón antibacterial. Sécalas con una toalla limpia.

Corta el padrastro de tu dedo utilizando una tijera de manicura limpia. Quita lo más que puedas la piel muerta sin que causes una lesión mayor.

Aplica una fina capa de ungüento antibiótico en la herida y cúbrela con una venda limpia.

Quita el vendaje cada cuatro horas y sumerge el dedo en una mezcla de 1 taza de agua y 1 cucharada de sal. Esto te ayudará a deshacerte de cualquier infección.

Lava tus manos con agua tibia y un jabón antibacterial y aplica una nueva capa de ungüento antibiótico y una venda limpia.

Advertencias

Una infección de padrastro puede contener pus. Si es así, necesitará ser drenado. Contacta a tu médico si experimentas dolor, inflamación o enrojecimiento grave.