¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!

Cómo abordar conversaciones difíciles con tu familia

Escrito por Oriana Pineiro | Fecha actualizada June 04, 2018

Es parte de la naturaleza humana querer evitar tener conversaciones difíciles o incómodas, especialmente con la familia. Pero con mas frecuencia, estas conversaciones puede ayudar a evitar conflictos en el futuro y acercar a las personas.

Normalmente, a las personas les cuesta discutir tópicos importantes con sus familias debido a que tienen miedo a cómo abordar el tema o cual será el resultado. La siguiente es una lista de cinco discusiones importantes y difíciles que puede que necesites tener con los miembros de tu familia, así como la manera de abordarlas.

1. La adultez, la independencia y las elecciones de vida

La transición de la niñez a la adultez puede ser un reto, a medida que ganas más independencia de tus padres, pero sigues dependiendo de ellos para recibir apoyo tanto emocional como financiero. Puedes estar planeando cambiar tus estudios, mudarte a una ciudad diferente por un trabajo nuevo o revelar tu sexualidad a tus padres.

Estos cambios de desarrollo, conocidos como "transición adulta temprana" (de los 17 a 22 años) e "ingreso al mundo adulto" (de 22 a 28 años) según el psicólogo Daniel Levinson, vienen con una variedad importante de elecciones de vida.

A medida que tomas cada vez más decisiones por ti mismo, ¿cómo abordas los temas con tus padres sin que haya problemas de comunicación? Mientras más límites se establezcan antes de una discusión como estas, más seguro te sentirás. Al establecer límites y apoyo para ti mismo, podrás superar sus respuestas sin importar cuáles sean.

  • Programa un tiempo para hablar por vídeollamada con tus padres o para que se reúnan personalmente contigo.
  • Escribe una lista de los puntos importantes que quieres hablar y practícalos en tu cabeza.
  • Dile a tus padres con tiempo que te gustaría hablar los primeros 10 minutos sin interrupción para compartir tus noticias.
  • Si sientes que tus padres no van a escucharte o apoyarte, dile a un amigo que te espere luego de que termine la reunión. De esa forma vas a tener apoyo externo.

2. La muerte y otras tragedias

¿Recuerdas la primera vez que viste a tus padres llorar debido a la muerte de un ser querido? Seguro pensaste, "¡Esto no debería estar pasando!" O quizás los viste pasar por un divorcio, problemas con mudanzas a otra parte del país, o incluso lidiar con tragedias que afectaron a la comunidad en la que viven.

Todas las familias pasan por momentos difíciles. Hay muchos eventos que afectan a las familias y puede ser difícil discutirlos. Sin embargo, es importante unirse debido a los retos antes que dejar que los separen.

Pero, ¿cómo hacer para que todos se unan cuando hay algo que los está afectando? Tiene que haber un miembro de la familia que tome la iniciativa. Si esa persona eres tú, reúne a tu familia.

  • Discutan los eventos felices que han ocurrido cuando han estado juntos en el pasado.
  • Pídele a los miembros de tu familia que reflexionen respecto a las cosas que han aprendido o que han comenzado a apreciar a través de los eventos tristes.
  • Si ha ocurrido una muerte en la familia, reflexiona sobre tus recuerdos favoritos de esa persona.

Este tipo de comunicación promueve la cercanía entre las personas y ayuda a cada uno a superar los momentos difíciles.

Lee más: Cosas que no debes decirle a una persona en duelo

3. Rompimientos, salud mental y adicción

Nadie tiene una vida perfecta. Todos tienen altas y bajas, pero la mayoría de las personas tratan de ocultar las heridas y cortar el contacto cuando los tiempos se vuelven difíciles. Esto con frecuencia puede dejarlos con pensamientos depresivos o ansiosos y podría mantenerlos apartados socialmente del apoyo que necesitan de sus familiares y amigos.

Los retos difíciles, como los rompimientos, el divorcio, el abuso de sustancias o problemas en la salud mental, so difíciles de discutir porque las personas no quieren traspasar los límites de la relación. Sin embargo, la mayor parte del tiempo, alguien que está pasando por estos retos necesita un empujón de un ser querido para así hacer cambios.

Cuando veas a alguien que aprecias luchar con problemas personales, acércate con un plan de cómo apoyarlo. Puede ser de ayuda incluir a otro miembro de la familia para ayudar a la resolución del problema o sugerir recursos para obtener ayuda profesional.

  • Puedes llamar a un centro de tratamiento para obtener una mejor idea de si las señales que estás observando son lo suficientemente preocupantes, para actuar de la forma correcta.
  • Cuando sientas que es el momento correcto, dile a la persona que estás preocupado por él o ella.
  • Envíale la información que hayas recolectado (páginas web, centro de tratamiento, terapeutas, entre otros).

Nunca se sabe cuando alguien está listo para un cambio, por lo que ofrecer ayuda es la mejor forma de ayudar a la persona con el proceso.

Lee más: 10 cosas que nunca debes decirle a alguien con depresión

4. Conflictos familiares

Las relaciones son una tarea difícil. Y la relación con los miembros de la familia puede serlo también. Sin importar cuánto trates de querer a alguien y hagas cosas buenas por él o ella, probablemente también has estado en la posición de herir o ser herido por alguien.

¿Has discutido con un hermano o lo has insultado? ¿Uno de tus padres te ha dicho cosas para excluir intencionalmente al otro? ¿Alguna vez sentiste que tu familia estaba estresada todo el tiempo, y que esa ansiedad o estrés siempre se descargó en ti?

Esos patrones del comportamiento coinciden con los patrones del psicólogo Murray Bowen regidos por un sistema familiar:

  • Cierre emocional: Cortar los lazos o la comunicación con alguien
  • Triángulos de la comunicación: Propagar tensión en una relación de dos personas al incluir a un tercero sin resolver nada
  • Procesos de proyección familiar: Padres que le pasan sus propios problemas emocionales a sus hijos

Esos tipos de patrones emocionales ocurren una y otra vez en la mayoría de las familias, pero tú tienes el poder de cambiarlos. Cuando regreses con ciertos miembros de la familia, presta atención a cómo te comunicas e interactúas.

Si notas tipos de comunicación negativa, habla del tema con esos miembros de la familia y diles que quieres crear un cambio. Los psicoterapeutas familiares pueden ayudarte si todos están listos y con ganas de trabajar en hacer la unión familiar un poco más saludable.

Lee más: Formas de establecer límites claros con las personas en tu vida

5. Las finanzas, los testamentos en vida y las directivas avanzadas

El proceso de envejecimiento y la muerte es indudablemente la discusión más difícil de tener con un padre anciano. En una relación adulta de padre-hijo hay un cambio en los deberes a medida que los padres comienzan a hacerse mayores, y la realidad de que ellos no van a estar ahí para siempre comienza a instalarse.

La mayoría de los niños y padres posponen esta discusión. Pero las realidades médicas y financieras deben hablarse. Por ejemplo, la mayoría de los padres ancianos tienen propiedades, reliquias familiares y finanzas que no tienen idea de dónde y cómo distribuir cuando ya no estén.

Además, muchos adultos mayores saben exactamente qué quieren en relación a cuidado médico y el fin de la vida, pero no hablan de eso. Eso deja a los hijos tratando de tomar decisiones difíciles por su cuenta.

Trata el envejecimiento y las finanzas como una reunión de negocios. Siéntate con tus padres en los próximos 30 días, contrata a un abogado para ayudar con las necesidades legales y comienza a tomar elecciones responsables. Si eres un adulto mayor y tus hijos tienen dificultades para discutir esos problemas, atiende todos los asuntos legales y envíales un correo electrónico con puntos claros de todo lo que has hecho.

¿Qué opinas?

¿Has tenido que pasar por conversaciones difíciles con miembros de tu familia? ¿Qué hiciste? ¿O hay conversaciones que aún no has tenido? ¿Alguno de estos consejos te ayudará a hacer la conversación mas sencilla? ¿Qué más recomiendas de experiencias anteriores? Comparte tus sugerencias e historias en la sección de comentarios.

Lee más: Los 10 temas mas difíciles de salud para discutir con alguien importante

Este artículo fue realizado con la ayuda de livestrong.com