Cómo cocinar filetes de bacalao

Escrito por Trish Adkins | Traducido por Sofia Loffreda
El bacalao se puede cocinar de muchas maneras. La más saludable es escalfado, al horno o a la parrilla, lo contrario a frito.
Alexandra Grablewski/Lifesize/Getty Images

El bacalao es una muy buena fuente de proteína magra. No es alta en grasas saturadas como otras proteínas. A menudo, el bacalao se utiliza para hacer platos fritos. Pero cuando se hace escalfado, al horno o a la parrilla, el bacalao puede ser saludable. Según la American Heart Association, es uno de los 10 mejores pescados más populares en los Estados Unidos, y es bajo en mercurio, un contaminante que puede causar innumerables problemas de salud. El bacalao es alto en ácidos grasos omega-3, que según la Clínica Mayo, pueden prevenir enfermedades del corazón. Este pescado se puede cocinar de muchas maneras.

Bacalao al horno con limón

Precalienta el horno a 400 F.

Vierte 1/2 cda. de aceite de oliva en el recipiente para hornear.

Frota un filete de bacalao con 1/2 cda. de aceite de oliva, ajo picado, la ralladura del limón y sal y pimienta a gusto.

Coloca el bacalao en el plato para hornear engrasado y hornéalo durante 12 a 15 minutos, o hasta que esté opaco.

Sírvelo con perejil fresco espolvoreado por encima.

Bacalao escalfado

En una sartén mediana, calienta 1 cda. de aceite de oliva a fuego medio-alto.

Agrega el ajo y la cebolla picada, revolviendo constantemente, y cocina hasta que la cebolla se ablande, durante aproximadamente dos o tres minutos.

Agrega los tomates triturados y el agua a la sartén. Llévalo a ebullición.

Condimenta el exterior de un filete de bacalao con sal y pimienta.

Añade el bacalao a la mezcla de tomate hirviendo y déjalo hasta que se cueza, por aproximadamente 10 minutos.

Sirve con una pequeña cantidad de líquido de tomates y de albahaca fresca por encima.

Consejo

Tanto el bacalao al horno y escalfado se sirven con acompañamientos sencillos como arroz, pasta o verduras para hacer una comida completa.

Los restos de bacalao cocidos pueden ser utilizados para hacer un pastel de bacalao. Mezcla el bacalao cocido con puré de patatas, perejil, laurel y huevo para formar un un pastel. Hornéalo o fríelo.

También puedes recalentar el bacalao en una sartén o en el horno. Sin embargo, ten cuidado de no quemar el bacalao o se pondrá duro.

El bacalao tiene un sabor suave y natural que se complementa con casi cualquier hierba fresca. Prueba con menta, eneldo, romero o tomillo, en lugar de perejil.