¿Búscas estar en forma y perder peso? ¡Prueba nuestra calculadora de índice de masa corporal y pérdida de peso!
x

Beneficios del aceite de coco extra virgen

Escrito por Estefanía Mac | Traducido porAna María Guevara | Revisado por Delfina Viana., Médica cirujana. Especialista en ORL. postgrado en ORL. | Fecha actualizada December 21, 2018

En el mundo de las dietas saludables siempre encontramos opciones alimenticias muy comunes y otras menos conocidas pero con grandes beneficios tanto para la belleza, como para la salud. Entre ellos destaca el aceite de coco extra virgen, el cual se caracteriza por su estupendo sabor dulce y tropical y sus magníficas propiedades.

Este tipo de aceite de coco se utiliza como aderezo o sustituto en algunas preparaciones, así como cosmético y como remedio en la prevención de algunas dolencias.

Descubre: Cómo usar aceite de coco en la cara.

¿Qué es el aceite de coco?

El aceite de coco es un tipo de aceite vegetal que se obtiene de la pulpa del coco. Es un líquido que contiene un 90% de ácidos grasos, cuyo proceso de oxidación es muy lento, por lo que puede mantenerse a temperatura ambiente por aproximadamente 6 meses sin que se ponga rancio.

Está compuesto por tres diferentes ácidos grasos que son beneficiosos para el corazón, la quema de grasa y el cerebro, además de que reducen el colesterol y mejoran el nivel lipídico.

Así como asegura Samantha Penfold, creadora del concepto Organic Market & Food: “Es cierto, el aceite de coco es uno de los pocos aceites de origen vegetal con casi un 90% de ácidos grasos saturados en su composición, sin embargo, no se trata de las grasas saturadas nocivas que se encuentran en el queso o en la carne, las del coco contienen triglicéridos de cadena media, altamente beneficiosos para la salud”.

¿Aceite de coco extra virgen o refinado?

Por otro lado, para conseguir estos beneficios, se debe mantener un consumo moderado y escoger el tipo de aceite adecuado. Existen dos tipos que distan mucho en propiedades, color e incluso olor: el aceite de coco extra virgen y el refinado.

La denominación de “virgen” no es un truco publicitario para vender el producto a un precio elevado, en realidad deriva directamente del proceso de extracción mediante el cual se obtiene el aceite de coco orgánico. En esta presentación, se extrae la carne del fruto en frío para conservar todos los beneficios que contiene.

Por su parte, el aceite refinado tiene un proceso de extracción química donde el olor y el sabor de la fruta son alterados, consiguiendo también un tono blanco y la pérdida de las propiedades del coco.

Propiedades y beneficios del aceite de coco

Este tipo de aceite es muy versátil, por lo que tiene diversos usos y ventajas. Los principales beneficios del aceite de coco son:

  1. Hidrata la piel: contiene vitamina E, un antioxidante natural que hidrata la piel, combate la dermatitis y previene la aparición de arrugas, ya sea que se use como exfoliante o como aderezo o suplemento en una preparación.
  1. Ayuda a perder peso: ayuda a reducir estrés en el páncreas, aumenta la sensación de saciedad y ayuda a quemar la grasa abdominal, debido a que dificulta la acumulación de grasa en el tejido.
  1. Mejora el funcionamiento del cerebro: es ideal para personas con Alzheimer o enfermedades similares, ya que mejora la función cerebral, creando fuentes de energía alternativas para el mismo, todo esto gracias a los ácidos grasos.
  1. Repara el cabello: otro de los beneficios del aceite de coco es que ayuda a reparar el cabello dañado debido a las proteínas que contiene, dejándolo suave y radiante. Además, puede utilizarse como acondicionador.
  1. Fortalece el sistema inmunológico: protege al cuerpo de microorganismos e impide el desarrollo de enfermedades, de igual forma, el aceite de coco orgánico ayuda a mejorar la salud digestiva.

Te puede interesar: Vitaminas en el aceite de coco.

Contraindicaciones

Aunque su consumo en general es altamente beneficioso, puede acarrear algunos efectos secundarios, como es el aumento del colesterol malo o de peso; sin embargo, esto sólo sucede si es excesivo su consumo.

De igual forma, puede desarrollar diabetes del tipo 2, así como problemas en las articulaciones y las arterias (problemas cardíacos), indigestión e irritación en la mucosa gastrointestinal.

Además, al ser un fruto que se encuentra en la categoría de los frutos secos, puede generar alergia, por lo que se debe consultar a un médico en caso de presentar algún síntoma.

Aunque existen muchos otros beneficios del aceite de coco, es necesario regular su consumo para evitar problemas de salud y encontrar la presentación del mismo que mejor se adapte al estilo de vida que mantiene, ya sea en aceite, jabón, loción, crema, champú, mascarilla o como ingrediente de productos de alimentación o preparaciones.

ADVERTENCIA: Este artículo no debe considerarse como un equivalente de una consulta médica profesional. Consulte a su médico de confianza ante cualquier duda sobre este u otro tema relacionado con su salud.