Beneficios de las transfusiones de sangre

Escrito por Dr. Tina M. St. John
Las transfusiones de sangre son el procedimiento más común y frecuente en los hospitales de Estados Unidos
culot sanguin image by Stef Run from Fotolia.com

De acuerdo con el Banco de Sangre de Estados Unidos, se llevan a cabo aproximadamente, 12 millones de transfusiones de sangre por año en dicho país. Diversas afecciones y enfermedades pueden originar una disminución del nivel de glóbulos rojos (el componente que transporta el oxígeno en la sangre). Una transfusión produce un aumento en el número de glóbulos rojos por tiempo limitado, aliviando temporalmente los síntomas y complicaciones de la anemia. Como con cualquier otro procedimiento médico, la administración de sangre va acompañada de ciertas complicaciones. Sin embargo, para miles de pacientes por día, los beneficios de la transfusión de sangre son más importantes que los riesgos.

Aumento del volúmen sanguíneo

La sangre, el corazón y los vasos sanguíneos (conocidos en conjunto como el sistema cardiovascular) aportan oxígeno vital para vivir y nutrientes a los tejidos de del cuerpo. Las heridas profundas y condiciones médicas asociadas al movimiento y la pérdida de gran cantidad de sangre puede resultar fatal si no se realiza una transfusión de inmediato. La pérdida de un tercio o más del total del volumen sanguíneo puede desembocar en la muerte, indica el Manual Merck de la biblioteca médica en línea. Para los pacientes con hemorragia masiva, las transfusiones son vitales para aumentar el volumen sanguíneo que perdieron y así prevenir un colapso circulatorio. Las transfusiones pueden revertir el riesgo que corre la vida cuando hay una hemorragia, permitiendo que el equipo de para médicos curen las heridas profundas o solucionen cualquier otro problema de salud. Las causas posibles de la hemorragia masiva que necesitan de transfusiones con emergencia incluyen heridas traumáticas originadas en accidentes de vehículos u otros accidentes graves; heridas de violencia y algunos tipos de cirugías.

Curación de la anemia temporal

Algunas enfermedades o condiciones médicas pueden provocar una anemia temporal pero no severa. El Instituto Nacional de Corazón, Pulmón y Sangre explica que esto provoca, generalmente, síntomas tales como cansancio, dolores de cabeza, falta de aire y mareos. La Asociación Norteamericana contra el Cáncer afirma que muchos pacientes con cáncer, por ejemplo, también sufren de anemia; pacientes con leucemia, los que reciben quimioterapia con drogas que reducen la producción de glóbulos sanguíneos y pacientes que realizan quimioterapia con rayos padecen, por lo general, de anemia. Para estos pacientes, las transfusiones corrigen la anemia causada por el cáncer hasta que su cuerpo pueda producir glóbulos sanguíneos normalmente. La administración de sangre a pacientes con anemia severa, reduce o elimina los síntomas asociados con el déficit de glóbulos blancos.

Mantenimiento vital de la médula ósea

La insuficiencia de la Médula Ósea genera un estado de salud riesgoso en que la producción de glóbulos sanguíneos disminuye a niveles alarmantes. Las enfermedades asociadas a la insuficiencia de la médula ósea pueden surgir debido a defectos genéticos o se pueden desarrollar a lo largo de la vida. Dichas enfermedades son: Síndrome de Shwachman-Diamond, anemia aplásica, anemia Diamond-Blackfan y anemia Fanconi. La clínica Cleveland informa que, sin la producción suficiente de glóbulos rojos, el oxígeno que llega a los tejidos disminuye abruptamente, originando daños permanentes en los órganos. Para los pacientes con insuficiencia de la médula ósea, las transfusiones sanguíneas son vitales ya que aportan la sangre que su cuerpo no puede producir. El hospital infantil de Seattle afirma que un trasplante de médula ósea representa la cura para muchos pacientes que padecen esta enfermedad. Las transfusiones mantienen con vida a los candidatos a recibir un trasplante de médula ósea durante el tiempo de espera de un donante.