Zinc y testosterona

El mineral de zinc desempeña un papel fuerte en la salud reproductiva masculina. Incluso una deficiencia de zinc leve se ha asociado con los niveles de testosterona disminuida en los hombres, las concentraciones bajas de espermatozoides en el semen y una reducción en la magra masa corporal. Investigaciones sobre temas masculinos también han demostrado que el creciente consumo de zinc puede revertir estos efectos negativos.

Papel del zinc en la salud reproductiva

El zinc desempeña muchos papeles en el cuerpo humano, incluyendo un papel en la reproducción. Esto es en gran parte porque el zinc ayuda en la síntesis de testosterona. En los hombres, los testículos lo necesitan para funcionar correctamente. La deficiencia de zinc severa compromete la capacidad del hombre para producir esperma, y esto, a su vez, podría comprometer la fertilidad general. Un estudio sobre ratones en 2011 publicado en el "Journal of Nutrition" (Diario de Nutrición) encontró que una dieta reducida en zinc se asoció con problemas de fertilidad independientes de los niveles de zinc o testosterona circulantes.

Zinc bajo, testosterona baja

Durante décadas, los científicos han estado estableciendo una correlación entre los niveles bajos de testosterona y la deficiencia de zinc. Un estudio de 1992 en el que participaron 11 voluntarios encontraron que el agotamiento de zinc incluso a corto plazo podría reducir los niveles de testosterona en los hombres jóvenes. Las investigaciones más recientes, un estudio de 2011 publicado en la revista "Biological Trace Element Research" (Investigación del Elemento Biológico), encontraron que los hombres con los niveles de testosterona normales tenían niveles significativamente más altos de zinc que los hombres con niveles bajos de testosterona. Y los que tenían niveles bajos eran más propensos a tener niveles más bajos de testosterona, según un estudio de 2012 de los hombres entre 25 y 55 años de edad que se publicó en el "African Journal of Medicine and Medical Sciences" (Diario Africano de Medicina y Ciencias Médicas).

Suplementos de zinc y testosterona

Un estudio publicado en el "Nigerian Journal of Physiological Science" (Diario Nigeriano de Ciencias Fisiológicas) en 2013 encontraron que las ratas a las que se les dio suplementos de zinc durante seis semanas mostraron niveles de testosterona aumentados significativamente en comparación con las ratas que no recibieron suplementos de zinc. Los animales que tomaron zinc también habían mejorado la calidad del esperma. En un estudio en humanos, los investigadores de la Universidad Estatal Wayne miraron la relación entre los niveles de zinc y la testosterona en los hombres saludables edades los 20 y 80 años. Después de 20 semanas de restricción de zinc, los jóvenes demostraron una disminución significativa en la concentración de testosterona, mientras que los hombres mayores que tomaron suplementos de zinc durante este tiempo aumentaron sus niveles de testosterona. La investigación fue publicada en el diario "Nutrition" (Nutrición).

Deficiencia de zinc

El US National Research Council recomienda tomar 15 miligramos de zinc diariamente para mujeres y hombres adultos. La deficiencia de zinc puede conducir a tener problemas en el sistema inmune, masa corporal magra reducida y niveles de testosterona bajos. El crecimiento atrofiado y deterioro cognitivo también puede causar deficiencia de zinc. La deficiencia de zinc severa podría llevar a tener alopecia (pérdida de cabello), diarrea, trastornos emocionales, pérdida de peso, infecciones, hipogonadismo en los hombres y problemas con la cicatrización de las úlceras.

Más galerías de fotos



Escrito por elizabeth brown | Traducido por maria gloria garcia menendez