Yogur griego y embarazo

El embarazo requiere que comas una dieta bien balanceada que proporcione todas las vitaminas y minerales que necesitan tú y tu bebé en crecimiento para una buena salud. El yogur griego es una adición nutritiva a tu dieta durante el embarazo que proporciona muchos de los nutrientes que necesitas a diario. Aprender más acerca de sus beneficios te puede incitarte a que te dirijas al supermercado y te abastezcas de este nutritivo alimento.

Vitaminas

Mientras que el yogur griego no suministra grandes cantidades de vitaminas, sí suministrar pequeñas cantidades que pueden ayudarte a complementar lo que necesitas para un embarazo saludable. El yogur griego proporciona alrededor de un 2 por ciento de tu requerimiento diario de vitamina A, un nutriente esencial para la salud de los ojos de tu bebé en crecimiento. Algunas marcas de yogur griego, como Chobani, también proporcionan aproximadamente el 2 por ciento de tus necesidades de vitamina C y de hierro al día.

Calcio

El calcio, un mineral del que necesitas mucho durante el embarazo, tiene una presencia notable en una porción de yogurt griego. BabyCenter señala que si no consumes suficiente calcio en tu dieta, tu bebé tomará lo que necesita de tus propias reservas, lo cual te puede dejar deficiente. Una porción de 7 onzas de yogur griego con sabor natural suministra el 20 por ciento de tus necesidades diarias de calcio. Los sabores de frutas proporcionan alrededor del 10 por ciento del calcio que necesita cada día. El yogur griego también contiene una pequeña cantidad de sodio, que se debe limitar en tu dieta en el embarazo para ayudar a prevenir la presión arterial alta y la hinchazón.

Beneficios para el embarazo

El yogur griego ofrece beneficios adicionales que van más allá de las vitaminas y minerales. Tiene alrededor de dos veces más proteínas que las variedades regulares de yogur. La proteína es esencial durante el embarazo, ya que apoya el desarrollo de tu bebé, pero también te proporciona la energía que necesitas para desarrollar a un ser humano sano. Un cartón de 7 onzas de yogur griego normal tiene alrededor de 20 g de proteína, mientras que las variedades saborizadas contienen aproximadamente 12 g. Otra ventaja es que el yogur griego contiene menos azúcar que el yogur regular.

Recetas sugeridas

Coloca una cucharada de yogur natural en un tazón pequeño y cubre con un chorrito de miel y un puñado de almendras o nueces picadas. Añade 1/4 taza de yogur griego normal para un batido de frutas o congela y disfruta con fruta fresca en lugar de helado o postres azucarados. Haz una salsa saludable para los vegetales al combinar yogur griego normal con eneldo fresco y ajo en polvo. Esparce yogur griego en un bagel, en lugar de queso crema. Cada una de estas sugerencias te sumarán algunas de las proteínas, vitaminas y minerales que tanto necesitan tú y tu bebé por nacer.

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por mariana perez