Cómo vivir más sanamente

Te despiertas temprano por la mañana y te apresuras a salir, corres por las calles para llegar a tiempo al trabajo; en el almuerzo, quizá compres algo barato de una maquina; para cuando llegas a casa, estás cansado y no te sientes sano. Sin hacer cambios drásticos en tu vida, hay maneras para motivarte a tener un estilo de vida más saludable.

Levántate y actívate

Una de las cosas más importantes al pensar en un estilo de vida sano es la actividad física. Para elevar tu nivel de energía e incrementar tu circulación, necesitas mover tu cuerpo; limpia tu casa, pasea en bicicleta o ve al mercado caminando. La actividad física no tiene que ser una aburrida hora sobre una máquina; puede ser divertida, al aire libre, sintiendo el viento en tu cabello y el sol en tu rostro. Sé creativo. Piensa cuál era tu actividad física favorita cuando eras niño, y hazla por, al menos, 30 minutos, tres veces a la semana.

Bocadillos saludables

Al sentir hambre, hay que satisfacerla, pero puedes hacerlo con opciones diferentes. Por ejemplo, la próxima vez que sientas vacío el estómago, detente un momento antes de ir a buscar una bolsa de papas fritas, ¿tienes antojo de algo salado? Come almendras, anacardos o maní; ¿te apetece algo dulce? Come uvas o un plátano; si quieres algo crujiente, come una manzana.

Toma jugos

Tomar de verduras orgánicas y frutas es una manera fácil de incorporar frutas y verduras crudos en tu dieta. Si no quieres invertir en una máquina para hacer jugos diariamente, compra jugo en una tienda al menos una vez a la semana; al hacerlo te familiarizarás y sabrás qué te gusta. Mientras más jugos compres, más sabores descubrirás. Un dato útil es que las manzanas son endulzantes, especialmente las que son muy verdes.

Tiempo para relajarte

Aunque aún no hay evidencia empírica que demuestre que el estrés causa muchas enfermedades, muchos científicos sostienen la hipótesis de que relajarse ayuda con la ansiedad, depresión y algunos tipos de dolor. Ten en cuenta que esto no significa que te olvides de todo lo que sucede en tu vida, significa que modifiques tu estado mental. Respirar profunda y lentamente calma tu ritmo cardiaco y la presión de la sangre. Tal vez experimentes felicidad, alegría y bienestar cuando logres relajarte.

Más galerías de fotos



Escrito por tanya siejhi gershon | Traducido por diana i. almeida