¿Qué vitaminas son buenas para la inflamación muscular?

La inflamación desempeña un papel importante en tu salud, por ejemplo, está involucrada en ayudar a aumentar una respuesta inmune para protegerte de la infección. Sin embargo, la inflamación muscular puede conducir a la hinchazón y el dolor, especialmente después de una dura sesión de ejercicios. La inflamación también puede ocurrir en respuesta a otros tipos de lesiones o enfermedades. Las vitaminas con propiedades antioxidantes pueden ayudar a reducir la inflamación dentro del cuerpo, y el consumo de alimentos ricos en vitaminas antioxidantes pueden ayudar a amortiguar la inflamación.

Proceso de la inflamación muscular

Durante una reacción inflamatoria en el músculo, la hinchazón resultada ya que el líquido y los glóbulos blancos migran a las áreas lesionadas o infectadas. Las células inflamatorias segregan citoquinas que ayudan a mediar en el proceso de curación. Estas citoquinas también activan la liberación de radicales libres por el músculo. La producción de radicales libres en exceso puede dañar el músculo, lo que agrava aún más la inflamación. Las vitaminas A, C y E son antioxidantes que ayudan a combatir los radicales libres y reducen los niveles circulantes de citocinas inflamatorias que pueden contribuir a la inflamación muscular.

Vitamina A


Health enumera muchos alimentos ricos en vitamina A, que incluyen huevos, leche, hígado, zanahorias, melones, batatas y espinacas.

Muchos estudios han demostrado que la suplementación con vitamina A puede afectar a los procesos inflamatorios en el cuerpo. Uno de estos estudios, publicado en 2006 en "The Journal of Nutrition", mostró que la suplementación nutricional con vitamina A podría disminuir los niveles sistémicos de un mediador inflamatorio conocido, MCP-1. Puedes aumentar tus niveles de vitamina A con simples modificaciones dietéticas. La Office of Dietary Supplements at the National Institutes of Health enumera muchos alimentos ricos en vitamina A, incluidos los huevos, la leche, hígado, zanahorias, melones, batatas y espinaca.

Vitamina E


Los alimentos que se saben que aumentan los niveles sistémicos de la vitamina E incluyen nueces, semillas, aceites vegetales, espinacas, brócoli, tomates, kiwis y mangos.

La suplementación con vitamina E también puede reducir los niveles mediadores inflamatorios en el cuerpo. Un estudio publicado por el autor principal Kimberly A. Huey, Ph.D., en 2008 en "Experimental Physiology" demostró que los suplementos de vitamina E pueden reducir los niveles sistémicos de tres citoquinas inflamatorias: la interleucina-6, factor de necrosis tumoral alfa e interleucina-1 beta. Los alimentos que se saben que aumentan los niveles sistémicos de la vitamina E incluyen nueces (nuts), semillas, aceites vegetales, espinacas, brócoli, tomates, kiwis y mangos.

Vitamina C


Puedes aumentar los niveles de vitamina C mediante el consumo de frutas y verduras como naranjas, pomelo, kiwi y pimientos.

Algunos investigadores han sugerido que una alta ingesta alimentaria y la alta concentración sistémica de la vitamina C puede ayudar a reducir la cantidad de inflamación en el cuerpo. Por ejemplo, un estudio publicado en la revista "Free Radical Biology and Medicine" en 2008 mostró que la administración de suplementos de vitamina C puede ayudar a reducir el nivel de proteína C-reactiva, un biomarcador cuyo nivel se correlaciona con el nivel de inflamación en el cuerpo. Puedes aumentar los niveles de vitamina C mediante el consumo de frutas y verduras como naranjas, pomelo (grapefruit), kiwi y pimientos.

Más galerías de fotos



Escrito por megan doyle | Traducido por gabriela nungaray