¿Qué vitaminas hay en un zucchini?

Comer más frutas y vegetales, como el zucchini, puede ayudar a disminuir el riesgo de sufrir enfermedades coronarias, cáncer y diabetes tipo 2, según el Centers for Disease Control and Prevention. Estos alimentos brindan varios nutrientes beneficiosos. En el caso de los zucchinis, estos incluyen al menos cantidades pequeñas de todas las vitaminas esenciales, excepto por la B12. Las principales vitaminas aportadas por el zucchini son las A, C, K y ácido fólico.

Vitamina A

Precisas vitamina A para que tu visión y sistema inmune funcionen bien. El tipo de vitamina A presente en los zucchinis es el beta betacaroteno, un carotenoide que tu cuerpo transforma en la forma activa vitamina A. Cada taza de zucchini crudo y en rodajas aporta el 5% del requerimiento diario de esta vitamina, mientras que cada taza de zucchini cocido contiene el 40%, por lo que esta última es una fuente más concentrada de vitamina A.

Vitamina C

Los zucchinis son una buena fuente de vitamina C, cada taza del vegetal crudo aporta un 37% del valor diario recomendado y cada taza de zucchini cocido te brinda un 39%. Parte de la vitamina C se pierde durante el proceso de cocción porque es sensible al calor y también pasa al agua de cocción, pero una taza de zucchini cocido contiene más vegetal que si estuviera crudo, lo que resulta en cantidades similares de vitamina C por taza antes o después de la cocción. Necesitas esta vitamina para formar colágeno y sanar heridas y además es esencial por su función antioxidante y por evitar el daño celular producido por sustancias dañinas llamadas radicales libres.

Vitamina K

Consumir cantidades suficientes de vitamina K es esencial para tener huesos sanos y para la coagulación de la sangre. La vitamina K no es afectada por el calor, así que cocinar el zucchini no limitará tu ingesta de este nutriente. Si consumes una taza de zucchini crudo, habrás cubierto el 6% de la dosis diaria recomendada de esta vitamina. Y una taza de zucchini cocido contiene el 9% de esta dosis.

Ácido fólico

El ácido fólico es esencial en la formación de ADN. Las mujeres embarazadas deben prestar especial atención a la ingesta de este nutriente porque es necesario para reducir el riesgo de defectos de nacimiento en el tubo neural. Una taza de zucchini crudo aporta el 7% de la dosis diaria requerida de ácido fólico y cocido aporta el 13%.

Más galerías de fotos



Escrito por jessica bruso | Traducido por mariana palma