Vitaminas del complejo B y el embarazo

El ácido fólico es una importante vitamina B para las mujeres embarazadas debido a que puede prevenir defector del nacimiento.

El ácido fólico es una importante vitamina B para las mujeres embarazadas debido a que puede prevenir defector del nacimiento.

Hay ocho vitaminas B, usualmente referidas como vitaminas del complejo B. Estos importantes nutrientes ayudan al cuerpo a convertir el alimento en energía. Además de esto, realizan otras funciones importantes como ayudar en la formación de glóbulos rojos. Es vital para las mujeres embarazadas que reciban una nutrición adecuada; y las vitaminas del complejo B, en particular, son importantes para el crecimiento y desarrollo adecuado de los bebés.

B-1 y B-2

La tiamina, también conocida como vitamina B-1, es vital para el desarrollo neuronal de los bebés y ayuda en la función adecuada de los músculos, sistema nervioso y corazón, de acuerdo a la página de Internet de BabyCenter. Las mujeres embarazadas requieren cerca de 1.4 miligramos de tiamina por día. La riboflavina, algunas veces referida como vitamina B-1, es importante para tener una piel saludable, para el crecimiento y para una buena visión. La tiamina también es vital para el desarrollo muscular, nervioso y óseo de los bebés. La dosis recomendada de riboflavina es de 1.4 miligramos por día para las mujeres embarazadas.

B-3 y B-5

La niacina, también conocida como vitamina B-3, ayuda a producir hormonas sexuales y es importante para la circulación. Las mujeres embarazadas tienen requerimientos elevados de niacina, por lo que deben consumir una dosis diaria de 18 miligramos. El ácido pantoténico, o vitamina B-5, es un nutriente necesario para la producción de hormonas y colesterol. También es requerido para metabolizar carbohidratos, grasas y proteínas. Las mujeres embarazadas requieren de 6 miligramos de ácido pantoténico por día.

B-6 y B-7

La piridoxina, más comúnmente conocida como vitamina B-6, ayuda al cuerpo a hacer varios neurotransmisores, y es requerida para el desarrollo y función normal del cerebro. La piridoxina puede ser especialmente útil para las mujeres embarazadas, ya que cierta investigación del Centro Médico de la Universidad de Maryland mostró que una dosis diaria de 30 miligramos puede reducir las náuseas matutinas. La biotina, o vitamina B-7, es usualmente usada para tratar la pérdida de cabello, uñas frágiles y sarpullido en infantes. De acuerdo a MedlinePlus, las mujeres embarazadas pueden tener deficiencias de biotina, por lo que deben consumir 30 miligramos por día.

B-9 y B-12

De todas las vitaminas del complejo B, el ácido fólico, también conocido como vitamina B-9, juega el papel más importante en las mujeres embarazadas. Cuando el ácido fólico es deficiente, pueden ocurrir defectos del nacimiento, incluso en las primeras semanas del embarazo. Para prevenir deficiencias, todas las mujeres, ya sea que estén tratando de embarazarse o no, deben consumir 400 microgramos de ácido fólico cada día, de acuerdo al Centers for Disease Control and Prevention. La vitamina B-12, la cual es requerida para la síntesis de DNA y la adecuada formación de glóbulos rojos, cruza la placenta durante el embarazo. Debido a que la vitamina B-12 está presente en muy pocos alimentos veganos, la American Dietetic Association recomienda suplementos de vitamina B-12 para las mujeres embarazadas que sean veganas. Para las mujeres embarazadas, la dosis diaria de vitamina B-12 debe ser de 2.6 microgramos.

Otras consideraciones

Es importante recordar que las vitaminas del complejo B son hidrosolubles, lo que significa que deben ser consumidas cada día porque el cuerpo no puede almacenarlas. Buenas fuentes de vitamina B incluyen a las proteínas como pescado, huevos, carne, aves y lácteos, así como vegetales de hojas verdes y legumbres. Para mujeres embarazadas que les falten vitaminas del complejo B en la dieta, pueden tomar suplementos que incluyan todas las vitaminas B.

Más galerías de fotos



Escrito por clay mcnight | Traducido por karly silva