¿La vitamina D mantiene el cabello y la piel sanos?

La vitamina D juega un papel importante en mantener la salud, y la vitamina D3, o colecalciferol, hace que tus huesos se mantengan sanos y fuertes. El colecalciferol es el precursor del calcitriol en el cuerpo, responsable del metabolismo del calcio. A pesar de la disponibilidad de la vitamina D, tanto naturalmente en la luz solar como en las vitaminas y diversos alimentos, tres de cada cuatro estadounidenses tienen deficiencia de vitamina D. (Truth in Aging: Vitamin D for Skin, Hair, and Anti-Aging).

Factores básicos de la vitamina D

El cuerpo humano por sí mismo no puede producir vitamina D. En cambio, crea su precursora, que se denomina vitamina D2. Cuando la piel se expone a la luz ultravioleta del sol, la precursora se convierte en la forma activa de la vitamina D. A ésta se la conoce como vitamina D3. (Refinery 29: Vitamin D Benefits and Effects 2013). Los científicos solían pensar que la vitamina D únicamente afectaba la salud ósea, pero se ha descubierto que hay receptores de esta vitamina en casi cada célula del cuerpo humano. Si bien a la vitamina D se la encuentra en todos los alimentos, la exposición al sol es, de lejos, su mejor fuente. Mientras que el cuerpo humano puede producir hasta 50.000 IU de vitamina D a través de la piel, los alimentos contienen, en comparación, una pequeña cantidad de esta vitamina: el aceite de hígado de bacalao contiene 400 UI de vitamina D y una taza de leche fortificada, 100 UI. (eHealthDiscoveries: Vitamin D).

Vitamina D para el cabello

Todas las vitaminas son importantes para la salud del cuerpo humano, y por eso cualquier deficiencia vitamínica puede derivar en la caída del cabello (WebMD: How Diet Affects Your Hair). Sin embargo, hay una fuerte relación entre la exposición al sol y el crecimiento del cabello. Para poder utilizar la vitamina D, tanto el cabello como la piel humanos contienen receptores de vitamina D, o VDRs (de acuerdo a sus siglas en inglés). Algunos estudios han hallado que una ausencia de VDRs en ratones puede evitar el nuevo crecimiento de cabello. (truth in Aging: Vitamin D for Skin, Hair, and Anti-Aging). Puesto que el crecimiento del cabello tiene un ciclo, los folículos del pelo producen cabello durante alrededor de dos a seis años antes de caerse. Una vez que se cae el folículo piloso, el folículo queda latente hasta que es reactivado. El receptor al cual se adhiere la vitamina D activa el crecimiento del pelo, ayudando al reemplazo del cabello a surgir. (WSJ: The Search for a Baldness Cure).

Vitamina D para la piel

La precursora de la vitamina D se puede encontrar en muchos tejidos, incluyendo la piel. Durante la exposición al sol, la piel genera calcitriol, que ayuda a la salud de la piel en cuando a su actividad antimicrobiana, que es el motivo por el cual una cantidad saludable de vitamina D puede limpiar la piel de granos. El calcitrol también ayuda a evitar enfermedades de la piel como el eccema y brinda protección contra el daño de los UV. (Truth in Aging: Vitamin D for Skin, Hair, and Anti-Aging)

Deficiencia de vitamina D

Los niveles bajos de vitamina D se han asociado con la hipertensión, un incremento en el riesgo de infarto y varios tipos de cáncer. (eHealthDiscoveries: Vitamin D). También se cree que los trastornos de estados de ánimo como la depresión podrían estar vinculados con una deficiencia en la vitamina D. Se sabe que esta vitamina juega un papel importante en la regulación del sistema inmune, por lo que también se cree que la deficiencia de la vitamina D causa fibromialgia y enfermedades autoinmunes relacionadas con la piel como la psoriasis. (WHFoods: Vitamin D)

Fuentes de vitamina D

La dosis diaria recomendada de vitamina D es de 1.000 IU. Este nivel puede obtenerse a través de una combinación de alimentos, vitaminas y exposición al sol. (Mayo Clinic: Vitamin D: Dosing). Entre las buenas fuentes alimenticias de vitamina D se encuentran: sardinas, leche, hongos, peces capturados en estado salvaje y huevos (WHFoods: Vitamin D). No obstante, para la mayoría de las personas, 10 minutos de exposición al sol sin protección bastan para obtener la cantidad adecuada de vitamina D. La cantidad de tiempo necesaria varía según el clima, ya que los climas más fríos reciben menos luz directa del sol que los climas tropicales. El color de tu piel también puede afectar el tiempo de exposición necesario para obtener vitamina D, ya que es más difícil obtenerla si tienes una piel de tono más oscuro. (Truth in Aging: Vitamin D for Skin, Hair, and Anti-Aging).

Más galerías de fotos



Escrito por stacey howell | Traducido por irene cudich