Ventajas de comer plátanos

Los plátanos (bananas) proveen muchos nutrientes que son esenciales para una buena salud. Son relativamente bajos en calorías, proporcionando alrededor del 121 por plátano grande y altos en fibra, además de ofrecer varias vitaminas y minerales. El plátano se puede comer entero o en rodajas y se sirve en bocadillos, tazas de frutas, natillas y ensaladas. También puedes agregar rodajas de plátano a tu cereal de desayuno.

El poder del potasio

Un plátano grande contiene 487 miligramos de potasio. Esta cantidad equivale al 10,4 por ciento del valor diario recomendado de potasio. El potasio juega un papel fundamental en la función nerviosa, la presión arterial y el control muscular. Ayuda a regular el balance de agua y minerales a través de tu cuerpo. De acuerdo con Colorado State University Extension, un alto consumo de potasio también se ha asociado con un menor riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular. El potasio y el sodio funcionan juntos para mantener la presión arterial normal. Existe un fuerte vínculo entre una dieta alta en potasio y la salud ósea, especialmente entre las mujeres de edad avanzada. Esto indica que el consumo de alimentos ricos en potasio puede ayudar a prevenir la osteoporosis, anota la University of Maryland Medical Center.

Llenos de fibra

Según el U.S. Department of Agriculture, un plátano grande ofrece cerca de 4 gramos de fibra dietética, que ayuda a mantener una buena salud digestiva y apoya los movimientos intestinales regulares. Se ha demostrado que comer fibra contribuye al tratamiento de condiciones tales como enfermedades del corazón, diabetes, hemorroides, colesterol alto, estreñimiento y la enfermedad gastrointestinal, informa la University of Maryland Medical Center. Trata de tomar de 25 a 30 gramos de fibra al día.

Potente antioxidante

Los plátanos son una fuente rica de vitamina C. Un plátano proporciona alrededor de 12 miligramos o del 13 al 16 por ciento de la cantidad diaria recomendada de vitamina C. Este nutriente juega un papel crítico en el crecimiento y la reparación de los tejidos de tu cuerpo. Ayuda a tu cuerpo a producir colágeno, una proteína importante utilizada para formar los tendones, ligamentos, vasos sanguíneos, cartílagos y piel. La vitamina soluble en agua también ayuda a reparar y mantener los huesos y dientes. Sin la vitamina C, el cuerpo no puede curar las heridas. Como antioxidante, la vitamina C ayuda a los radicales libres, a las moléculas malignas que dañan el ADN. Los estudios poblacionales proponen que las personas que consumen alimentos ricos en antioxidantes, incluyendo la vitamina C, tienen un riesgo menor de desarrollar presión arterial alta que las personas que comen una dieta pobre, informa la University ofe Maryland Medical Center. Algunos estudios también muestran que la vitamina C puede detener la progresión de la aterosclerosis, el endurecimiento de las arterias.

Vitamina B-6 soluble en agua

Comer una banana grande te proporciona 0,5 miligramos de vitamina B-6, más del 38 por ciento de la cantidad diaria recomendada de la vitamina. La vitamina B-6 ayuda a tu cuerpo en la producción de anticuerpos, proteínas que ayudan a combatir muchas enfermedades. Es esencial para la función normal del nervio. Tu cuerpo utiliza esta vitamina soluble en agua para hacer la hemoglobina, que transporta oxígeno a los tejidos del cuerpo. La vitamina también ayuda a mantener los niveles saludables de azúcar en la sangre.

Más galerías de fotos



Escrito por mala srivastava | Traducido por gabriela nungaray