La velocidad promedio de un lanzamiento de baseball

La pistola de radar de béisbol es una herramienta familiar usada por los buscadores de talentos que están interesados ​​en aprender todo lo que puedan acerca de un lanzador. Saber qué tan rápido puede lanzar un lanzador es un factor clave en la toma de una decisión para reclutar o negociar con un lanzador en particular. La velocidad es la mejor herramienta para medir la fuerza del brazo de un lanzador y para juzgar la eficacia general de un lanzador. Los lanzadores fuertes pueden ser impresionantes de ver, pero a menos que tengan el mando y el control de sus lanzamientos, tendrán dificultades para ganar partidos en forma consistente.

Velocidad en las Grandes Ligas

La bola rápida promedio de un lanzador de Grandes Ligas alcanza una velocidad de 91 mph. El sitio web efastball.com estudia la velocidad de los lanzadores en todos los niveles y recoge datos de todos los juegos de las Grandes Ligas para llegar a esa conclusión. Una bola rápida de 91 millas por hora no sacará a los bateadores de Grandes Ligas si se lanza sobre el centro del plato. Si un lanzador puede lanzar ese lanzamiento a las esquinas interiores y exteriores, una bola rápida de 91 mph puede ser un lanzamiento dinámico, productor de ponches. Es especialmente eficaz cuando el lanzador puede lanzar lanzamientos rompientes y cambios para completar ese lanzamiento.

Bola rápida en la universidad

La bola rápida universitaria promedio se estima entre 85 y 95 mph. Hay un rango mucho mayor de velocidad media en este nivel porque los principales cazatalentos de las grandes ligas y los buscadores universitarios tienen que estimar, porque simplemente no tienen los datos de cada lanzamiento para obtener lecturas más exactas. Los lanzadores universitarios están casi siempre maduros físicamente, y es por eso que son capaces de alcanzar velocidades similares a las de los lanzadores profesionales.

Bola rápida en la preparatoria

Los lanzadores de preparatoria todavía están creciendo y desarrollando su estilo de lanzamiento. La bola rápida promedio en el nivel de secundaria está entre las 75 y 85 mph, según efastball.com. Los entrenadores de la escuelas preparatorias tienen acceso a las pistolas de radar y las utilizan para obtener una lectura en el desarrollo de su lanzador. Estas cifras no suelen ser publicitadas, pero ayudan a los entrenadores en la preparación del juego.

Factor de lesiones

La pistola de radar puede ser una herramienta útil para ayudar a diagnosticar posibles lesiones en el brazo. Cuando un lanzador ha estado lanzando la pelota en el rango de 92 a 93 millas por hora en forma consistente y de repente está lanzando en un rango de 85 a 86 millas por hora, puede ser una indicación de que el lanzador está cansado o lesionado. Lanzar una pelota de béisbol es un movimiento antinatural y las lesiones se producen con regularidad. Un entrenador que ve una caída repentina en la velocidad pueden quitar a un pitcher de la rotación y sacarlo para prevenir una potencial lesión de brazo, hombro o codo y evitar que se agrave más.

Más galerías de fotos



Escrito por steve silverman | Traducido por francisco roca