Valores nutricionales de las papas de cáscara roja

Las papas de cáscara roja no son simplemente una guarnición a base de almidones que combina de manera perfecta con cualquier plato principal. Además, están repletas de fibras, vitaminas y minerales abundantes. Si bien las papas de cáscara roja son, de hecho, un agregado saludable para tus comidas, cuentan con un contenido calórico elevado. Según su tamaño, deberías limitar la ingesta a una o dos unidades, si controlas las calorías.

De dónde provienen las calorías


Las papas cuentan con una elevada proporción de carbohidratos.

Una papa de cáscara roja de tamaño mediano, que posea un diámetro de 2 a 3 pulgadas y pese unas 6 onzas, proporciona de manera aproximada 155 calorías totales. Puedes sorprenderte al saber que esta misma papa tiene 4 gramos de proteínas, con 16 calorías que provienen de éstas. Un mínimo de 2,5 calorías provienen de los 0,3 gramos de grasa. Como es probable que sospeches, la mayor parte de las calorías provienen de los 34 gramos de carbohidratos; éste es el origen de las 136 calorías finales.

Fibras beneficiosas


Si bien todas las papas se destacan por su elevado contenido de almidón, también están repletas de fibras.

Si bien todas las papas se destacan por su elevado contenido de almidón, también están repletas de fibras, otro tipo de carbohidrato que el organismo no necesita descomponer. Debido a que no se digieren en su totalidad, las fibras no contribuyen en absoluto a las calorías de tu dieta. En su lugar, limpian tu intestino, ayudan a eliminar los deshechos y estabilizan los niveles de azúcar en sangre y de colesterol en el camino. Para aprovechar todas las ventajas de las fibras, necesitas obtener al menos 14 gramos de las mismas por cada 1.000 calorías que ingieras en tu dieta, según mencionan las Dietary Guidelines for Americans 2010. Si 2.000 calorías diarias constituyen tu ingesta típica, esa papa mediana de cáscara roja representa el 11% de la recomendación, al proporcionar 3,1 gramos de fibras.

Detalle de las vitaminas


Las papas de cáscara roja son una fuente poderosa de vitaminas múltiples.

Las papas de cáscara roja son una fuente poderosa de vitaminas múltiples. A partir de una unidad de tamaño mediano, obtienes 22 g de vitamina C, o más del 25% de los requerimientos diarios; los hombres necesitan 90 mg por día, mientras que las mujeres requieren 75 mg, de acuerdo con el the Food and Nutrition Board en el Instituto de Medicina. La vitamina C es esencial para la salud del sistema inmune, y para mantener la piel en condiciones óptimas. Una papa de cáscara roja de tamaño mediano aporta casi 50 microgramos de folato, y ayuda a cubrir alrededor del 13% de la recomendación diaria de 400 microgramos. El folato es un tipo de vitamina B que contribuye a crear células nuevas en el organismo. Las papas de cáscara roja brindan además 2,7 mg de niacina, lo cual es más del 16% del requerimiento diario. La niacina es una de las vitaminas B que representa un rol importante para metabolizar las comidas. Los hombres necesitan 16 mg diarios de niacina, mientras que las mujeres necesitan 14 mg.

Contenido de minerales


Las papas de cáscara roja son una fuente rica de minerales.

Obtendrás un sorprendente 20% de la recomendación de potasio diaria al consumir sólo una papa de cáscara roja mediana. El potasio es esencial para un flujo eléctrico constante en tu ritmo cardíaco y en las funciones musculares. Intenta consumir 4.700 mg de potasio de manera cotidiana; 945 mg pueden provenir de la papa mediana. Con el fin de mantener fuertes tus huesos, esa papa contiene 125 mg de fósforo, lo cual representa casi el 18% de tu requerimiento diario de 700 mg. Asimismo, la papa en cuestión ofrece magnesio para la salud sanguínea, apoyo óseo adicional y una cantidad de reacciones químicas, al aportar casi 50 mg de magnesio, que representa una buena cantidad de los 420 mg diarios recomendados para los hombres, o los 320 mg recomendados para las mujeres.

Más galerías de fotos



Escrito por melodie anne | Traducido por sofia elvira rienti