Los valores que se pueden aprender al practicar deportes

Por lo general, los niños comienzan a practicar deportes porque sus padres tienen algún interés en él. Puede que vean a su madre o padre ver un partido en la televisión y se inspiren, o su madre o padre puede decidir que el niño se beneficiará de este tipo de actividad. Si el niño se divierte mientras juega, puede terminar en una vida de disfrutar las actividades atléticas. Sin importar las razones por las cuales se inicia, son muchos los valores que se aprenden al practicar deportes.

Ética de trabajo

Los niños y los jugadores más grandes pueden aprender valores sobre ética de trabajo al practicar deportes. No solo se trata sobre entrar al campo de juego, cancha o al hielo y jugar un juego. Tienes que ir a las prácticas varias veces a la semana para aprender las habilidades que el juego requiere para hacerlo bien. Los jugadores que trabajan arduamente mejoran en el deporte que eligen, y los resultados se pueden ver a medida que las temporadas avanzan. Por ejemplo, un jugador de béisbol que practica el bateo todo los días verá una mejoría en su balanceo y mayor productividad en el plato en la segunda mitad de la temporada de lo que podía ver en la primera parte del año. Un jugador que no trabajo tanto puede que no vea el mismo tipo de progreso.

Trabajo en equipo

También tienes que aprender a trabajar y jugar con otros para poder obtener lo mejor de la experiencia, aún cuando no siempre te den créditos por ello. En el basquetbol, un jugador que pasa el balón a un compañero de equipo que anota un punto obtiene una asistencia en el juego. Sin embargo, otro compañero de equipo que hace de pantalla para darle a su compañero un tiro abierto, no obtendrá ningún reconocimiento estadístico. El compañero que hizo el tiro abierto sabe porque pudo hacer ese tiro sin un defensor interponiéndose en su camino. El entrenador también reconoce el jugador que hizo el trabajo duro y se puso como pantalla.

Respeto

En algún momento durante la temporada, los jugadores seguramente verán un progreso en su equipo y también una mejoría en su manera de jugar. Se dan cuenta del progreso en los resultados del trabajo duro. Los jugadores tienen toda la razón para sentirse orgullosos de sus logros y sentir un cierto respeto por ellos mimos por la manera en que mejoraron. También se dan cuenta de que el equipo contrario está practicando y jugando igual de duro y merece respeto también. Mostrar respeto por tu oponente demuestra el espíritu deportivo. Esa es una señal de madurez y desarrollo.

Superando la adversidad

Cuando un jugador pierde tres tiros en un juego, es fácil para ese jugador sentirse mal por lo que pasó y que quiera renunciar. Sin embargo, en un deporte competitivo, casi todos los jugadores tienen resultados negativos de vez en cuando. El crecimiento viene del jugador que tiene un mal día, lo acepta y sigue jugando y trata de mejorar. Cuando superas la adversidad, aprendes que la vida no siempre es fácil y es mejor tener tareas difíciles y superarlas en lugar de tomar la salida fácil.

Más galerías de fotos



Escrito por steve silverman | Traducido por liz mancilla