Últimas etapas de la enfermedad de Alzheimer

La enfermedad de Alzheimer, el tipo más común de demencia, se conceptualiza en 7 niveles de progresión, desde la fase preclínica hasta la fase tardía. Los tipos de problemas varían, pero en las últimas etapas, los deficiencias asociadas con la enfermedad son bastante graves.

Patología cerebral y duración de la última etapa de la enfermedad

La causa de la EA aún no se conoce y la patología asociada sólo se puede identificar a través de un examen histológico del cerebro, pero los exámenes clínicos pueden dar un diagnóstico preciso. Antes de las últimas etapas, ya ha habido una disminución significativa en la cognición. Las dos últimas etapas suelen ocurrir en cualquier momento de 8 a 12 años después del diagnóstico inicial y duran de 1 a 5 años. Las funciones cognitivas se deterioraron severamente, la actividad cerebral, medida por la EEG es lenta y el funcionamiento físico se ve gravemente comprometido debido a una pérdida masiva de neuronas. El escáner cerebral revela la dilatación de los ventrículos y la degeneración de las áreas funcionales del cerebro.

Etapa 6 de la enfermedad de Alzheimer

En la etapa 6, moderadamente grave, la persona ya ha sufrido la pérdida de memoria significativa, pero ahora puede olvidarse de experiencias personales, tiene dificultades para vestirse sin ayuda, necesita ayuda para utilizar el baño o se vuelve incontinente, comienza a experimentar importantes cambios en la personalidad y está en riesgo de perderse. Muchos todavía responden a los estímulos verbales y pueden comunicar el placer y el dolor. Los períodos de agitación o alucinaciones son comunes en esta etapa y con mayor frecuencia ocurren en la tarde o en la noche. Sospechar de los miembros de la familia es común y la persona no puede reconocer a sus familiares cercanos, pero de alguna manera sabe que los conoce. Esta fase suele durar alrededor de 2 1/2 años, pero puede extenderse a 5 años.

Etapa 7 de la enfermedad

En la etapa 7, grave o tardía, la gente no puede responder a su medio ambiente, controlar sus movimientos, reconocer a sus familiares o mantener una conversación. Las funciones físicas básicas, tales como caminar, ir al baño y la deglución, ya no están bajo su control voluntario. En este punto, la persona a menudo necesita supervisión y atención las 24 horas, ya que muchos quedan postrados. La gente en esta etapa suele morir dentro de un año, aunque muchos morirán por otras causas. La degeneración del cerebro por el Alzheimer conduce a un aumento de la susceptibilidad a la neumonía y al derrame cerebral.

Los objetivos de la atención para la última etapa de la enfermedad

El objetivo de la atención durante las últimas etapas de la EA es proporcionar la más alta calidad de vida posible para la persona y garantizar la satisfacción de sus necesidades físicas. Los familiares tendrán que tomar decisiones, respetando los deseos del paciente. Esto es suponiendo que la persona comunicó sus deseos cuando era capaz de tomar decisiones para el final de la vida. Un principio básico a tener en cuenta es que el tratamiento y las decisiones deben apoyar la seguridad, la dignidad y la privacidad del paciente.

Más galerías de fotos



Escrito por rudolph hatfield | Traducido por barbara obregon