Trucos para prevenir que los bananos se pongan negritos

De acuerdo al profesor de ciencias de los alimentos Lynne McLandsborough en un artículo para la revista Scientific American publicó que los bananos se vuelven marrones a causa de un proceso de oxidación simple, el oxígeno oxida las enzimas. Esto significa que tan pronto como se corta un banano, la pulpa comienza a reaccionar con el aire y hace que se pongan marrones. Si bien no se puede evitar la reacción química, se puede retrasar el proceso con un par de trucos de cocina.

Con la cáscara


Los plátanos enteros deben mantenerse fuera de la nevera para evitar que se oxiden demasiado pronto.

Los bananos enteros deben mantenerse fuera de la nevera para evitar que se oxiden demasiado pronto. Sácalos de la bolsa y ponlos en un tazón. Si la cubierta recibe mucho sol durante el día, cubre el recipiente con una toalla para proteger a los bananos del mismo. Estos comenzarán a volverse marrónes después de tres a cinco días, así que no compres más de lo que puedas comer en este tiempo.

Una vez que se corta


Una vez que un banano se pela y corta, comenzará a ponerse marrón

Una vez que un plátano se pela y corta, comenzará a ponerse marrón. El aire comienza a afectar el color inmediatamente, incluso aunque necesites de un tiempo para que te des cuenta del cambio de color. Una forma de parar esto es sumergir o cepillar las rodajas de plátano en jugo de limón o lima. La piña y otras frutas ácidas también funcionan. Puede que tengas que experimentar para ver cuál funciona mejor sin afectar el sabor demasiado.

Método de agua ácida


Si al aplicar el jugo de limón afecta directamente el sabor, puedes intentar hacer "agua ácida".

Si al aplicar el jugo del limón afecta directamente el sabor, puedes intentar hacer "agua ácida". Esto se hace mediante la adición de una pequeña cantidad de jugo de limón o vinagre con agua fría. Los consejos de las recetas recomiendan usar ¼ de taza de jugo por cada taza de agua. Sumerge el plátano en rodajas o entero en el agua durante unos tres minutos.

Metodo practico


Si no dispones de fruta fresca o jugos disponibles, puedes intentar con una pastilla de vitamina C.

Si no dispones de fruta fresca o jugos disponibles, puedes intentar con una pastilla de vitamina C. Simplemente tritura la tableta y disuelve en un vaso con agua. Las tabletas efervescentes de vitamina C sirven bien para esto. Una vez que se detiene el proceso efervescente, sumerge los bananos en el agua durante unos segundos, o utiliza un cepillo para "pintar" las rebanadas de banano con el líquido.

Más galerías de fotos



Escrito por tammy dray | Traducido por gabriela martinez