¿Cuál es el tratamiento para un pulmón perforado?

El trauma por un arma de fuego, herida de cuchillo o un traumatismo de fuerza mayor, como un accidente de coche, puede llevar a la perforación de un pulmón. Normalmente, cuando se perfora el pulmón, conduce a un neumotórax traumático, o una acumulación de aire entre el tejido del pulmón y la cavidad torácica, o en el espacio pleural. No es una condición común, pero puede ser mortal y requiere evaluación y tratamiento rápido. El tratamiento dependerá del tamaño de la lesión y la respuesta de los pulmones y el tejido circundante.

Oxígeno


El oxígeno es uno de los primeros tratamientos para una lesión en el pulmón.

Por lo general, las personas con este tipo de lesión se reportarán directamente a la sala de emergencia o tendrán un respuesta de un servicio médico de emergencia en la escena. Como esta lesión se acompaña de falta de aire, lo primero que un médico de emergencia hará es proporcionar oxígeno suplementario. El Merck Manual establece que el oxígeno ayudará a acelerar la reabsorción del aire pleural, una disminución más rápida en el aire entre el pulmón y la cavidad torácica.

Cobertura

Una herida grande en el pecho que penetre los pulmones puede causar una herida de succión en el pecho, en la que el aire es aspirado a través de la herida cada vez que la persona intenta respirar. Los profesionales médicos, de acuerdo con la Academy of Orthopaedic Surgeons, pondrán un vendaje especial que contenga vaselina en la herida para crear un sello. El vendaje sólo será pegado en tres lados para que el aire pueda escapar de la herida, pero no regresar.

Esperar y ver


El doctor decidirá los siguientes pasos.

Después de ver a un médico, si la herida es pequeña, el médico puede usar un enfoque de esperar y ver. Las pequeñas áreas del pulmón perforado pueden no colapsar y sanar por sí solas. Es importante dejar que los médicos tomen esta decisión ya que un retraso en el tratamiento de una punción pulmonar puede conducir a complicaciones como que el pulmón no vuelva a inflarse correctamente o sufra una infección grave.

Catéter de aspiración

Una aguja de calibre pequeño puede ser insertada entre la segunda y tercera costilla en el aire que ha llenado el espacio entre el pulmón y la cavidad torácica, de acuerdo con el Merck Manual. Un lado de la aguja se une a una jeringa y la jeringa se utiliza para eliminar el aire desde el espacio de pecho y liberarlo en la habitación. Esto se hace hasta que el pulmón se vuelva a inflar o hasta que se hayan eliminado 4 litros de aire. Si esto no tiene éxito, un tubo se colocará en los pulmones.

Tubo

Un tubo se puede insertar de una manera similar a las agujas, pero está conectado a un dispositivo de aspiración que elimina el aire lentamente en el transcurso de varias horas o días. El tratamiento de tubo también puede incluir una ronda de terapia con antibióticos para prevenir la infección, de acuerdo con el Merck Manual.

Cirugía

Una herida de punción grande será un caso quirúrgico ya que el tejido del pulmón no será capaz de cerrar de inmediato y repararse a sí mismo. Los cirujanos probablemente trabajarán para reparar el tejido pulmonar a través de tubos colocados en la garganta hacia las vías respiratorias bronquiales. Si este método no funciona, los cirujanos tendrán que hacer una incisión en la piel. Además, los cirujanos pueden colocar un tubo para quitar el acceso de aire y pueden tener que succionar cualquier célula de sangre u otros fluidos en el espacio pleural.

Más galerías de fotos



Escrito por dr. franchesca vermillion | Traducido por mariana perez