Tratamiento exfoliante facial para piel seca que puedes hacer en casa

La piel de tu cara es más delicada que la del resto de tu cuerpo y la exposición a los elementos, la contaminación y el agua pueden volverla seca. Mientras más seca esté tu piel, más probable es que se descame y pele. Puede sentirse muy áspera al tacto. Una vez que la piel pierde sus aceites naturales y llega a estar seca, hace un pobre trabajo protegiendo los tejidos debajo. Un exfoliante facial casero ayuda a restaurar la textura normal de la cara, aliviando la sequedad y exponiendo una nueva capa de piel indemne.

Causas

La piel seca tiene numerosas causas, algunas relacionados con la salud, mientras que otras son genéticas. Según Clinic.org de Cleveland, el tiempo juega un papel en tu piel cuando expones tu cara a fuertes vientos y frío extremo. En el interior, la falta de humedad seca la piel. Al envejecer la piel tiene menos elasticidad y es más delgada, así que es más probable que sea seca. El maquillaje y los limpiadores fuertes dañan y secan la piel, también. La deshidratación por la muy poca ingesta de líquidos o diarrea severa también aumenta la sequedad.

Funciones de la mascarilla

Las mascarillas faciales ayudan a eliminar la piel seca que ha dejado de servir su propósito. La abrasión suave elimina la piel escamosa y muerta que ya no puede absorber la humedad y permite que tus poros respiren. Después de usar un exfoliante facial, tu cara tiene una capa fresca de piel que está lista para proteger los tejidos del entorno. Es más, puede absorber la humedad que necesita para hacer su trabajo correctamente.

Mezcla básica para el exfoliante facial

Un exfoliante facial combina los ingredientes que quitan la piel seca y nutren tu piel recién expuesta. Una limpieza básica utiliza dos ingredientes encontrados comúnmente en despensas bien surtidas. Alt MD sugiere agregar 2 cucharadas de harina de maíz a una taza de avena. Añade 3 cucharadas de agua. Agrega 2 ó 3 gotas de manzanilla romana o aceite esencial de palmarosa para la piel seca. Para pieles maduras, utiliza aceite de incienso o semillas de zanahoria. Frota la pasta en la cara para limpiar y exfoliar, luego enjuague con agua tibia.

Variaciones de los exfoliantes faciales

Dependiendo de la causa de tu piel seca, puede que necesites variar los ingredientes de la crema exfoliante. Una mezcla de aceite de oliva, aceite de ricino y sal hace un exfoliante fácil para la piel seca. La miel es una buena adición a las mascarillas faciales porque es un humectante natural que ayuda a la piel a retener la humedad. Mezcla 2 cucharadas de miel caliente con 2 cucharadas de aceite de almendras dulces y una cucharada de avena para hacer un exfoliante hidratante que también suaviza y aclara la piel seca.

Precauciones

Utiliza inmediatamente mascarillas caseras que contengan ingredientes perecederos o guárdalos en el refrigerador. Evita la irritación inesperada y las reacciones alérgicas haciendo simples pruebas de área con los ingredientes de la crema exfoliante antes de usarlos en la cara. Aplica una pequeña cantidad en el brazo y déjala durante 15 minutos. Luego revisa signos de irritación tales como enrojecimiento o sarpullido. Si tienes alergias a los frutos secos, sustituye el aceite de almendras dulces por aceite de oliva en tus recetas de exfoliantes.

Más galerías de fotos



Escrito por carol luther | Traducido por paulina illanes amenábar